¿Aferrada al cargo?

Por Luis Brito Lunes 13 de Marzo, 2017

Nuria Piera ha presentado una carga abrumadora de datos y documentosque parecen irrefutables sobre irregularidades e indelicadezas que se habríancometido en Pro-Competencia.

Si Yolanda Martínez no ha apelado al “traído y llevado”argumento de difamación e injuria, o recurrido a la justicia por presuntafalsificación de documentos por parte de Nuria, es porque la acuciosaperiodista investigadora ha revelada la verdad.

El escándalo, con mérito para que así sea, se ha hecho másgrande porque la protagonista se ha pasado años pontificando en los medios decomunicación sobre cómo hacer las cosas bien.

En casos como estos la dignidad se impone, y lo más prudente porparte de Yolanda es renunciar al puesto que desempeña, para lo que todavía estáa tiempo.

No hacerlo la obliga a demostrar lo contrario a lo que se hadicho, que sería lo mismo desmentir su propia firma en documentos claves delcaso.

Lo otro es dejarnos a todos con la impresión de que ella estáaferrada al cargo.