Mitos y verdades sobre la eyaculación precoz en el hombre

Por Carmen Valdez lunes 23 de noviembre, 2020

La Organización Mundial de la Salud (OMS) define a la salud sexual como estado de bienestar físico, mental y social en relación con la sexualidad. Sin embargo, cuando se presenta una situación como la eyaculación precoz, condición curable, dicho bienestar se convierte en un problema.

La eyaculación precoz es definida por la terapeuta sexual Rosa Peralta, como la pérdida del control eyaculatorio, o eyaculación sin control y prematura, que se produce con una mínima estimulación sexual e imposibilita seguir con el coito para satisfacerse a sí mismo y a la pareja, “se eyacula antes de querer hacerlo y las causas pueden ser psicológicas y orgánicas”, manifestó.

Para la experta, que labora en el Instituto Materno Infantil y Especialidades San Martin de Porres, las causas de la aparición de esta condición pueden ser varias. El miedo a causar un embarazo, las dudas acerca del desempeño sexual, problemas en la relación de pareja, relaciones sexuales infrecuentes, y la poca experiencia sexual, son las causas a nivel psicológico que la puede producir.

Mientras que en las causas orgánicas están: La hipersensibilidad del pene, mayor excitabilidad del reflejo eyaculatorio, trastornos hormonales, por ejemplo: problemas de la glándula tiroides, predisposición genética, ingesta de medicamentos que aumentan la estimulación sexual, prostatitis crónica, y problemas neurológicos.

A pesar de ser un tema muy personal, tuve la oportunidad de conversar con una persona que tuvo una experiencia con esta situación, y por razones obvias omitiré su nombre. “Al principio no me molestaba, siendo honesta me encantaba pensar que lo ponía así, después de varias salidas entendí que no se trataba de mí, de algo que yo provocara, sino más bien de una condición de él. Como éramos novios, y no llevábamos tanto tiempo, no sabía cómo decirle que ya no me sentía cómoda con la situación y buscaba cualquier pretexto para no salir con él.  Esa realidad fue distanciándonos, hasta que decidí terminarle sin decirle la verdadera razón, no quería que se sintiera mal, no era tan fácil para mi hablar sobre esto con alguien a quien apreciaba.

 Según la especialista la información promedio mundial es que el 31% de los hombres tiene eyaculación precoz y es la disfunción sexual más frecuente, afectando al 16- 23% de los varones. En el estudio NHSLS, realizado en EEUU, la prevalencia aumentó desde el 30%, entre los 18 y 29 años, hasta el 55%, en hombres de 50 a 59 años.

Al ser cuestionada sobre las consecuencias de que el hombre no se trate a tiempo este padecimiento y opte por tomar medicamentos de venta libre que sirven para favorecer la actividad sexual, la especialista de parejas enfatizó que la eyaculación precoz puede causar problemas en la vida personal del hombre y la pareja como el estrés, y ese tipo de medicamentos no son la solución, pues se utilizan en la disfunción eréctil. La recomendación es que la pareja sea comprensiva, tener paciencia, e ir a un especialista. (sexólogo).

Sobre los mitos y verdades, Rosa entiende que es muy importante aprender a diferenciarlos.” Es muy importante tenerlo claro, porque un error de criterio puede llevar a cometer errores a la hora de buscar el mejor tratamiento”.

Uno de los mitos que existió hasta hace poco es que cuanto más varonil es un hombre más rápido llega al orgasmo. Esto es totalmente falso. Un hombre puede controlar cuándo quiere llegar al clímax y manejar este tiempo de manera que se prolongue el placer y se satisfaga a la otra persona.

Otro es, que tras una circuncisión hay más posibilidades de sufrir eyaculación precoz. El argumento es que se tiene mayor sensibilidad. También mencionan que la circuncisión puede ser la “cura quirúrgica” para la eyaculación precoz. La explicación es que se desensibiliza el glande al estar descubierto, pero esto no es cierto.  “Es verdad que la sensibilidad es mayor durante los primeros días, con el tiempo la situación se normaliza por completo. La circuncisión no afecta al tiempo que se tarda en eyacular”, aseguró la entendida.

La doctora considera falso que la eyaculación precoz sea totalmente psicológica, aunque en algunos casos sea cierto y el tratamiento a seguir conste de sesiones con un sexólogo, en otros, el problema es mixto o totalmente orgánico como es el caso de los que sufren hipersensibilidad en el glande. También afirman que la eyaculación precoz es provocada por la masturbación lo cual   solo tiene una parte de verdad. “La autoestimulación en sí misma no cambia el momento en el que se eyacula. Es más, uno del tratamiento para vencerla es la masturbación controlada”. Lo que sí es cierto es que, si en la juventud se utiliza la masturbación para recibir satisfacción inmediata, buscando solo la descarga, el cerebro aprenderá a precipitar el orgasmo a la mínima estimulación, afectando el reflejo eyaculatorio por el acostumbramiento, pero no por ningún factor orgánico, reveló.

 

Por Carmen Valdez

Comenta

Apple Store Google Play
Continuar