Nuevos rostros, abrir las puertas a las nuevas generaciones

Por José Peña Santana miércoles 16 de agosto, 2017

En  víspera de  cumplirse  el primer año del segundo mandato del presidente Danilo Medina Sánchez, el ministro  de la Presidencia licenciado Gustavo Montalvo, sorprende al país con  tres mensajes en su cuenta de twitter  y señala  que: ” El presidente Danilo Medina estará en el gobierno hasta el 16/8/2020, ni un día más.

Es preciso que el PLD proponga al país nuevos rostros”   “…Debemos abrir las puertas a las nuevas generaciones ”   ” …El próximo candidato del PLD debe estar comprometido con los cambios profundos que están en marcha y ofrecer nuevas medidas para el progreso.” Dejando en evidencia que en sus conversaciones privadas con el mandatario ha entendido que las circunstancias no son propicias  para una nueva repostulación.

Tan claro como el agua, deja ver el twitter de Montalvo que esta coyuntura  no implica que el PLD  pretenda ceder el poder a ninguna otra organización politica, ni siquiera a otra corriente a lo interno del partido, sin importar  lo cuesta arriba que pudiera resultar convertir en reelección la repostulación del presidente Medina.

El PLD, se ha propuesto gobernar hasta 2028, con el Danilismo  y el presidente del partido ha dicho que hasta el 2044 con la fábrica de presientes que al decir de él  posee el partido. Sin embargo,  a pesar de que es muy importante la participación de las nuevas generaciones en los estamentos de poder, la cautela se hace necesaria para que los intereses de grupos no obnubilen a las partes decisoria a la hora de escoger el candidato presidencial y lo tiren todo por la borda por el solo hecho de pretender imponer  al país  “un  nuevo rostro, un miembro de la nueva generación o alguien que esté muy comprometido con los cambios profundos que están en marcha”.

Soy de los que cree que de esa fábrica  que alude el presidente del PLD, ya hay algunos a punto de salir a la exhibición para ponerse a disposición del  mercado electoral pero la circunstancia debe ser la precisa, sin dudas no es ésta, porque sin temor a equivocarme solo dos pueden competir con la oposición con posibilidades reales de éxito, porque son un producto debidamente terminado. No es tiempo de improvisar.

Recordemos el año de 1994, donde el líder histórico del Partido de la Liberación Dominicana profesor Juan Bosch, recorría el país en compañía de un joven que apenas había cumplido sus  40 años de edad, con una sólida preparación intelectual, mostrándole de manera práctica las intríngulis de la politica y como se vende un candidato al mercado electoral, éste ya había sido escogido como su compañero de fórmula para las elecciones de ese año. Esta es la mejor manera de  abrir paso a las nuevas generaciones, así se le abre paso a los rostros nuevos.

La no reelección del presidente Danilo Medina, si es cierto su decisión de no optar por un tercer período consecutivo, no debe implicar que el partido corra el riesgo de salir del poder al poner su destino en manos inexpertas, carente de solidez en su liderazgo, desconocidos ante la ciudadanía, por el solo hecho de presentar un nuevo rostro. El liderazgo del PLD, debe tomar la mejor decisión y escoger sin ningún trauma al más experimentado, aunque hoy su rostro no luzca tan nuevo, pero si muy comprometido con los cambios profundos que ha llevado a cabo el PLD desde 1996 hasta la fecha y es él quien garantiza la continuidad del partido en el poder. No es asunto de corrientes internas, es la prolongación en el poder lo que debe prevalecer.

 

Apple Store Google Play
Continuar