Consulado asume caso de dominicano condenado por dos asesinatos en 1991

Por Miguel Cruz Tejada miércoles 7 de febrero, 2018

EL NUEVO DIARIO, NUEVA YORK._ El equipo legal del consulado general en  esta ciudad, asumió el caso judicial de un dominicano condenado en 1991 a dos sentencias de 25 años por sendos asesinatos relacionados con el narcotráfico.

César Rondón, ahora de 46 años de edad, quien también usaba el nombre de Freed Carabello, solicita que se le conmute el tiempo que le queda de la segunda sentencia, y quiere ser deportado a  la República Dominicana.

Es indocumentado en los Estados Unidos y aunque ha mantenido que es inocente en ambos casos de homicidio, admitió que formaba parte de una banda de traficantes de drogas en El Bronx y que andaba armado en las calles, por lo que aunque se le anule la pena, será repatriado, a pesar de que podría calificar para una residencia especial por su cooperación con los investigadores.

El cónsul general Carlos A. Castillo, encabezó una representación del equipo legal de la sede, integrada por el doctor Tamayo Tejada, vicecónsul a cargo de los casos, y la asistente Francisca Batista, quienes visitaron al preso ayer en la cárcel federal de Manhattan (Centro Metropolitano de Corrección).

Después de escuchar los detalles, Castillo instruyó al Departamento Legal para que dé seguimiento al caso.

Tamayo dijo que Rondón es un dominicano inmigrante que llegó a Puerto Rico y de esa isla viajó a Nueva York en 1990.

Se dedicó a vender drogas y se enroló en una banda violenta. Lo acusaron de dos asesinatos en El Bronx y Brooklyn, juzgado en tribunales de esos condados y condenado a 25 años, que debe cumplir simultáneamente.

Cumplió la sentencia impuesta en la corte de El Bronx y le faltan tres años para completar la segunda sentencia del tribunal en Brooklyn, explicó Tamayo.

Rondón niega que haya matado a las víctimas y el FBI lo ayudó a sentencias reducidas, porque él cooperó con las investigaciones.

“El caso no se irá al fondo del asunto y el fiscal de Brooklyn, Eric González, podría autorizar una revisión administrativa de la sentencia y que pueda salir de la cárcel para ser deportado a la República Dominicana”, informó Tamayo.

“Él está en un programa de revisión de sentencia y parece que va a ser positivo, que saldrá favorecido, estamos solicitando una reunión con el fiscal y con la encargada de revisión”, agregó el vicecónsul.

Debido a su cooperación con los federales, podría aplicar para el beneficio de protección de testigos, aunque su deseo es ser repatriado.

Tamayo dijo que el trabajo del equipo legal es agilizar los trámites para que salga de la prisión y sea deportado, obedeciendo al deseo del preso.

La visita a Rondón en la cárcel federal,  forma parte del recorrido que Castillo viene realizando por las diferentes prisiones de Nueva York,  Nueva Jersey, Connecticut y Pensilvania, para conocer la situación de los reos criollos.

 

Apple Store Google Play
Continuar