Viajando sin sobresaltos

Por Carlos McCoy lunes 14 de agosto, 2017

En este trabajo vamos a darle algunos consejos que pueden hacer mucho más placentero su viaje.  Ya sea este de negocios o de placer.

Lo primero es lo primero.  Asegúrese de tener a mano sus documentos de viajes.  Llegar al aeropuerto y notar que su pasaporte se le quedó en la casa es, regularmente, el principio y el fin del viaje.  Pues casi nunca hay tiempo para regresar a la casa a buscarlo.  Además algunos boletos aéreos tienen muchísimas restricciones.

Tarjetas. Tómele fotos a las tarjetas de crédito y auto envíesela a su correo electrónico, pues en caso de que se les pierdan, si tiene todos los datos a mano, es fácil conseguir un remplazo y en muchos casos, hasta hacer compras.  Haga lo mismo con el pasaporte y cualquier otro documento.

Llame al servicio al cliente de su proveedor de tarjetas de crédito y suminístrele su itinerario de viaje.  De esta manera ellos sabrán a cada momento donde usted está.  Es muy fastidioso tratar de usar su tarjeta en el extranjero y que no pase.

Imprima una copia de su pasaporte y consérvelos en su cartera, junto con la dirección y teléfono del hotel donde usted se va a hospedar.  Si tiene más de una tarjeta de crédito, solo lleve una a la vez.  Las demás, junto con el pasaporte, déjelos en la caja de seguridad del hotel.

Asegúrese de tener todas sus medicinas y como precaución extra, pídale a su médico que le dé una receta que puede ser muy útil si las medicinas se les llegaran a perder.

También auto envíese un correo electrónico con el itinerario, nombres, direcciones y teléfonos de los hoteles donde vaya a pernoctar.  Envíele estos datos a la embajada de su país en cada uno de los países a visitar y tenga a mano sus respectivos teléfonos.

Baje de la WEB alguna aplicación con la que pueda comunicarse internacionalmente con su celular por audio o texto.

Una de las peores situaciones que puede confrontar un turista o una persona de negocios es, que su maleta no llegue en el mismo vuelo.  En ese preciso momento, comienza un calvario que puede dar al traste con unas merecidas vacaciones o no poder completar un negocio.

Viaje ligero.  Solo con la maleta de mano y su tableta o computadora.  Usted va a divertirse o a negociar, no a dar un fashion show a personas que regularmente usted ni siquiera conoce.

Además de la ropa que lleva puesta, solo empaque dos pares de media de vestir y dos de algodón.  Tres camisetas sin mangas y tres calzoncillos.

Cada noche, cuando se bañe antes de acostarse, lave la ropa interior,  las medias y el pañuelo que utilizó durante el día y cuélguelo en el baño. Una pasta de jabón de cuaba sería de gran ayuda.  A la mañana siguiente estas piezas estarán secas y lista para ser reusadas.  Como precaución, lleve una funda plástica, pues se puede dar el caso que un día húmedo, estas no se sequen completamente.

Viaje con un traje formal de color oscuro, así no tiene que llevar uno en la maleta pues esta prenda toma mucho lugar.  Una chaqueta extra, cinco camisas y cuatro pantalones, uno debe ser de Kaki y uno de mezclilla, es todo lo que usted necesita.  Con las camisas se puede hacer lo mismo que con la ropa interior pero hay que colgarlas sin exprimirlas para que no se arruguen.  Puede utilizar el secador de pelos, regularmente hay uno en todos los hoteles, para quitar las pocas arrugas que pudieran haber quedado.

Un par de zapatos de vestir y uno casual apto para caminar, ambos de color negro que combina con todo.  No zapatos deportivos.

Si es en invierno, agregue un gorrito de lana, par de sweaters, bufanda, unos guantes y un abrigo corto, este último atuendo, llévelo en las manos.  Toma mucho espacio en la valija.

En el internet puede encontrar lugares que le muestran como empacar una maleta de mano.

Ya en la habitación del hotel, abra la maleta y déjela abierta para airearla, pero solo saque lo que va a utilizar en el momento.  Son muchas las cosas que uno deja olvidadas en las gavetas.

En los tours,  regularmente los viajes de una ciudad a otra se hacen en autobuses.   Siempre lleve agua y un pequeño bocadillo y trate de hacer sus necesidades fisiológicas antes de abordar el bus.  Estos viajes a veces son bastante largos.

Todas las fotos que tome, envíelas diariamente a su correo electrónico o súbalas a las nubes, hay muchos lugares gratis.  De esta manera, si se le pierde el celular o la cámara fotográfica, no se le pierden sus fotografías.

Por último, entre a la página de internet de la ciudad que usted va a visitar y vea cuales son los lugares de interés de la misma.  Trate de verlos por usted mismo. Es mucho más barato.  Regularmente hay mapas del sistema de transporte público, aventúrese a utilizarlos, es otra manera de conocer la ciudad.  Si se pierde, tome un taxi y regrese al hotel,  Recuerde que le dijimos tener en la cartera dirección y teléfono del mismo.

Con algunas variantes, estos consejos  también aplican para las mujeres.

Mucho cuidado con las comidas grasosas y trate de tomar siempre agua con gas o club sodas.

¡Buen viaje y salud!

 

Comenta