Un nuevo Secretario General para la Fuerza del Pueblo

Por Aneudy Ramírez Núñez

De entrada diré que en la nueva organización que dirige el más grande líder político de hasta ahora siglo XXI, Leonel Fernández, hay muchas figuras políticas de renombrada trayectoria que no podemos desmeritar por un sin números de factores que no vamos a enumerar en este articulo.

Quiero enfocarme más bien, en el orden estructural dela organización, que desde su nacimiento ha sido inmensa por su vocación de poder, su rol en la sociedad, su protagonismo en la lucha democrática librada en nuestra historia reciente, su participación en las pasadas elecciones y sobre todo, el liderazgo que encarna.

Alrededor de la Fuerza del Pueblo orbitan, tanto fuera como dentro, como los protones y electrones fuerzas que chocan entre si por intereses marcados de visibilidad y posiciones cortaplacistas que por un orden biológico están destinadas a sucumbir antes de que la organización, con el tiempo a su favor, se desarrolle y florezca.

Es por ellos que ante la estructuración de la organización en su primer congreso denominado profesor Juan Bosch, donde se escogerán a todas las autoridades del partido, se requiere que quien aspire y ostente la Secretaria General, puede dar un puente que una a toda la militancia en un mismo cuerpo.

Me atrevería a postular al senador por la provincia Constitución (San Cristóbal) Franklin Rodríguez Garabitos.

Franklin no es un viejo roble, pero dentro del tipo, es unas de las maderas más finas y exquisitas de esta construcción. El roble por años fue material de muchas obras, duradera, pero la Acacia daba una mejor terminación en las confecciones de todo tipo de obras.

La trayectoria de Franklin ha sido de éxito constante. Desde su liderazgo comunitario y deportivo en su natal Cambita Garabitos pasando por sus años al frente de la organización estudiantil más grande del país, así como su vocación y liderazgo político.

Franklin se formó en la vanguardia estudiantil, pasó con notas sobresalientes, todos los estudiantes uasdianos recuerdan con nostalgia su vocación de servicio por las mejores causas del estudiantado.

Fue subsecretario de estado de la secretaría de la juventud y posteriormente ministro de la misma cartera donde manejó millones de pesos del erario público sin cuestionamientos, y dejó grandes hazañas como lo son dos récords Guinness en el ámbito de la lectura. Fomento la participación de la juventud en la política y el amor por el conocimiento.

Pero para mi su más grande y mejor hazaña fue mantener una secretaría en su antigua organización política funcionando sin presupuesto. La única secretaría del antiguo partido PLD que funcionaba los 365 días del año, recibiendo por allí a todos los líderes de país que necesitaban ser escuchados.

La secretaría de la juventud se convirtió en la secretaría general del viejo partido.

Desde allí implementó ideas innovadoras para mantenerla con la misma sinergia. Desde las mesas del díalogo con las altas dirigencias del partido y funcionarios del gobierno hasta la entrega de las obras literarias del más grande pensador del siglo XX el profesor Juan Bosch en toda la geografía nacional y en todo el exterior donde había presencia dominicana.

La lealtad a los principios partidarios y a la institucionalidad y apego al orden de Franklin es tal, que para brindar su apoyo a su líder político y paradigma a seguir, Leonel Fernández, dispuso de su posición como secretario de la organización e instituyó un movimiento externo para brindarle el apoyo. Eso es la ética en política.

Aunque muchos se cuestionan como es que Franklin posee un liderazgo nacional, más sólidos que muchos ex ministros que intentaron buscar una candidatura presidencial en el proceso pasado, sin manejar fondos públicos ni dar prebendas ni ilusionar a alguien, lo cierto es que él ha sido un puente para muchas personas.

Su liderazgo ahora se consolida al representar en el congreso nacional a toda una provincia con más de 800mil habitantes que esperan ver el dinamismo económico, el compromiso de desarrollo y el bienestar colectivo de sus conciudadanos.

Entonces si hay alguien con las características de sobra para llevar a la Fuerza del Pueblo a su maximo esplendor y a su consolidación junto a su líder Leonel Fernández es sin dudas Franklin Rodríguez.

Sobradas razones para apoyar de manera unísona un secretario general pro activo, humano, humilde, inclusivo y sin ningún tipo de rechazo social ni dentro ni fuera del partido.

Aneudy Ramírez N

Político

Comunicador

Subsecretario de la FP

Comenta