UE acuerda normas para dificultar la evasión de impuestos en terceros países

Por El Nuevo Diario martes 21 de febrero, 2017

EL NUEVO DIARIO, BRUSELAS.- Los ministros de Economía y Finanzas de la Unión Europea (Ecofin) acordaron hoy la reforma de una norma para dificultar a las multinacionales la evasión fiscal hacia terceros países.

El Consejo de ministros europeos de Economía y Finanzas (Ecofin) cerró los cambios en una directiva contra la evasión que se centra en las disparidades fiscales con países no europeos, dentro de las medidas acordadas por la UE para prevenir la evasión de impuestos por grandes empresas tras escándalos como los "papeles de Panamá".

La modificación impedirá que las multinacionales eviten pagar impuestos a las sociedades explotando las diferencias entre los sistemas fiscales de los Estados miembros y de los países no europeos, indicó la Comisión Europea.

La legislación ayudará a aplicar las recomendaciones de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) contra la erosión de la base imponible y el desvío de impuestos, según un comunicado del Consejo.

El Ecofin debatió ya la reforma tratada hoy en su reunión del pasado diciembre, pero los ministros no lograron ponerse de acuerdo sobre dos puntos: las exenciones para el sector financiero que solicitaba Reino Unido y la fecha de entrada en vigor de las nuevas disposiciones, que Holanda quería aplazar.

El Consejo llegó hoy a un acuerdo para excluir temporalmente de las normas al capital regulatorio del sector bancario.

La Comisión deberá presentar un informe para evaluar las consecuencias de esa exclusión.

Por otra parte, se prevé un plazo más largo para la aplicación de las normas, que se retrasa un año, hasta el 1 de enero de 2020.

"La UE está en primera línea en la lucha contra la evasión fiscal", subrayó el ministro de Finanzas maltés, Edward Scicluna, cuyo país preside el Consejo de la Unión este semestre.

El comisario europeo de Asuntos Económicos, Pierre Moscovici, consideró que el acuerdo de hoy es un nuevo "éxito" en la campaña europea "por una fiscalidad más justa" y subrayó que "paso a paso, estamos eliminando los canales utilizados por ciertas empresas para escapar a los impuestos".

Por ello, felicitó a los países por acordar una "medida tangible para frenar los abusos fiscales y establecer un entorno fiscal más justo en la UE".

Las disparidades entre países de la UE están cubiertas por otra directiva fiscal adoptada en julio del pasado año.

La directiva es una de las propuestas del paquete sobre tasación corporativa que la CE presentó en octubre de 2016.

El Consejo adoptará la directiva una vez que el Parlamento Europeo haya emitido su opinión.

Los Estados miembros tendrán hasta el 31 de diciembre de 2019 para adaptar a sus legislaciones nacionales la normativa europea.