Trump se escuda en su inmunidad presidencial para eludir demanda en su contra

Por EFE martes 28 de marzo, 2017

EL NUEVO DIARIO, Nueva York.- El presidente de EE.UU., Donald Trump, quiere escudarse en su inmunidad como gobernante para evitar enfrentarse a una demanda por difamación formulada contra él tres días antes de asumir el poder, según informaron hoy medios locales.

Summer Zervos, exconcursante del programa televisivo "The Apprentice" y que en octubre de 2016 acusó al magnate de abusos sexuales, presentó el pasado 17 de enero una denuncia por difamación contra él por haber negado esos hechos y asegurar que se trataban de "invenciones y falsedades".

En una declaración ante la Corte Suprema del estado de Nueva York, el representante legal de Trump, Marc Kasowitz, informó de que el gobernante presentará una moción para archivar el caso alegando que la "cláusula de supremacía" de la Constitución estadounidense "impide que el presidente sea demandado estando en el poder".

"Este procedimiento va en la línea de una larga serie de casos de la Corte Suprema de EE.UU. que requieren que los tribunales demuestren respeto al presidente, y que los asuntos de inmunidad se resuelvan en primer lugar, porque la inmunidad no sólo exime al acusado de responsabilidad, también le libra de la carga de la demanda en primera instancia", escribió Kasowitz.

El abogado recordó también que la Corte Suprema ya había planteado este asunto en 1998 durante la demanda por abusos sexuales contra el entonces presidente de EE.UU., Bill Clinton, la cual derivó en un juicio político por mentir bajo juramento sobre su relación con la becaria Monica Lewinsky.

Por su parte, la letrada de la acusación, Gloria Allred, aseguró que Zervos "busca la reivindicación de sus derechos y su reputación" por lo que, como alega en su denuncia, fue "una mala conducta personal" por parte del entonces candidato a la presidencia de EE.UU.

En octubre del pasado año Zervos explicó en una conferencia de prensa que Trump la había manoseado y besado contra su voluntad en el hotel Beverly Hills de Los Ángeles, algo que el magnate neoyorquino negó rotundamente.

En su demanda, la exconcursante del programa televisivo pidió 2.914 dólares en concepto de daños y perjuicios, así como una disculpa por parte del presidente. EFE