Trump evita contradecir las teorías conspirativas de QAnon y dice que “Les gusto mucho”

Por EFE miércoles 19 de agosto, 2020

EL NUEVO DIARIO, WASHINGTON .- El presidente estadounidense, Donald Trump, evitó este miércoles contradecir o disputar las teorías de la conspiración en las que creen los seguidores del movimiento QAnon al afirmar que lo importante es que a esos estadounidenses “les gusta muchísimo” el mandatario y “aman su país”.

Durante una rueda de prensa en la Casa Blanca, el presidente afirmó inicialmente que desconocía las teorías que enarbolan los seguidores de QAnon, un grupo formado en foros de Internet que cree que el mundo está dirigido por una organización de pedófilos satánicos que, entre otras cosas, conspiran para derrocar a Trump.

“No sé mucho sobre el movimiento, lo único es que entiendo que yo les gusto muchísimo, y eso lo aprecio, pero no sé mucho sobre el movimiento. He oído que están ganando popularidad”, respondió el mandatario al ser preguntado al respecto.

Una periodista le explicó entonces que los seguidores de QAnon creen que Trump está “salvando al mundo de una secta satánica de pedófilos y caníbales”, y le preguntó: “¿Es eso algo que usted está haciendo?”.

“Eso no lo he oído, pero… ¿se supone que eso es algo malo, o bueno? Si puedo ayudar a salvar el mundo de problemas, estoy dispuesto a hacerlo. Estoy dispuesto a ofrecerme para ello”, replicó Trump.

“Y de hecho, estamos haciéndolo. Estamos salvando al mundo de una filosofía de izquierda radical que destruirá a este país, y cuando este país ya no esté, el resto del mundo irá detrás”, agregó.

El presidente pareció alentar así a quienes creen en esa teoría de la conspiración, según la cual parte de la cúpula militar de EE.UU. reclutó a Trump en 2016 para que se presentara a la Presidencia con el objetivo de acabar con esa supuesta secta, a la que dicen que pertenecen políticos como Barack Obama o Hillary Clinton y estrellas como Tom Hanks u Oprah Winfrey.

Trump ha retuiteado varias veces contenido vinculado a ese movimiento y no es raro ver en sus mítines símbolos como la “Q” en apoyo a QAnon, una teoría que ya han abrazado abiertamente varios candidatos a cargos estatales e incluso federales en las elecciones del próximo noviembre.

El movimiento también se ha convertido en un nido de desinformación sobre la COVID-19 o las protestas para denunciar la violencia policial contra los negros, y en los últimos dos años ha cobrado fuerza, lo que llevó a Twitter a suspender el pasado julio más de 7.000 cuentas relacionadas con ideas de QAnon.

El año pasado, el FBI etiquetó a QAnon como potencial amenaza de terrorismo doméstico tras incidentes como uno registrado en 2018 cuando un hombre cargado de armas y en un vehículo blindado bloqueó el paso en la presa Hoover, en el estado de Nevada, para desvelar “verdades ocultas”.

Apple Store Google Play
Continuar