Trump elude la decisión de si su yerno puede mantener acceso a datos secretos

Por EFE viernes 23 de febrero, 2018

EL NUEVO DIARIO, Washington.- El presidente estadounidense, Donald Trump, dijo este viernes que él no tomará la decisión final sobre si su yerno y asesor Jared Kushner puede mantener su permiso temporal de acceso a información confidencial, que le ha permitido cobrar un destacado papel en temas como la relación con México o con Israel.

“Eso dependerá del (jefe de gabinete de la Casa Blanca, el) general (John) Kelly”, aseguró Trump en una conferencia de prensa junto al primer ministro australiano, Malcolm Turnbull.

“Yo no tomaré esa decisión. Dejaré que el general, que está aquí mismo, tome esa decisión. Jared está haciendo cosas muy importantes para nuestro país y cobra cero (dólares) por ello”, añadió.

Kelly anunció la semana pasada que, a partir de hoy, la Casa Blanca retiraría los permisos temporales de acceso a información de alto secreto a ciertos empleados, los que lleven más de ocho meses sin que se completara la investigación de antecedentes necesaria para concederles una autorización permanente para ver esos datos.

Esa es, según múltiples medios estadounidenses, la situación en la que se encuentra Kushner, cuya investigación de antecedentes no está completa y, por tanto, ha estado accediendo mediante un permiso temporal a la información confidencial que necesita para desempeñar su destacado papel en política exterior.

Preguntado al respecto por una periodista, Trump afirmó que será su jefe de gabinete quien decida si a Kushner se le mantiene un tiempo más ese permiso temporal o si se le concede uno permanente.

“Dejaré que el general Kelly tome esa decisión, y va a hacer lo que sea correcto para el país. No tengo ninguna duda de que tomará la decisión correcta”, subrayó Trump.

El presidente defendió que su yerno “ha hecho un trabajo sobresaliente” y “se le ha tratado muy injustamente” en la cobertura mediática sobre su peculiar método de acceso a información confidencial, porque “trabaja a cambio de nada”.

Para no violar las leyes sobre nepotismo, ni Kushner ni su esposa Ivanka Trump, hija del presidente, no perciben un salario por su trabajo en la Casa Blanca, que incluye asesorar al mandatario en todo tipo de temas.

Trump recordó que Kushner está “trabajando en la paz en Oriente Próximo” entre israelíes y palestinos, y opinó que está haciendo “grandes avances”, después de “retirar de la mesa” el tema de Jerusalén al reconocer a esa ciudad como capital de Israel.

“Kushner está en mitad de todo eso, y es extraordinario a la hora de hacer acuerdos. Y si consigue eso, será un logro increíble y una cosa muy importante para nuestro país”, opinó Trump.

Según el diario The Washington Post, al jefe de gabinete de Trump no le gusta que Kushner pueda acceder a información tan delicada sin un permiso definitivo, y el retraso a la hora de obtenerlo se debe en parte a que no detalló desde el principio todos sus contactos con funcionarios extranjeros antes de llegar a la Casa Blanca.

Anuncios
Apple Store Google Play
Continuar