Tareck El Aissami: Nombramiento agudiza tensiones

Por Jose Enrique Flandez miércoles 11 de enero, 2017

ARTÍCULOS ANTERIORES

Jose Enrique Flandez Jose Enrique Flandez

Venezuela, que vive los peores momentos de su historia, gobernada según creíbles denuncias, por súper corruptos y árchi delincuentes, al fin y al cabo sucumbirá hundida en el fango hediondo y putrefacto del perverso mundillo socialista, con Nicolás Maduro, el heredero putativo del mega populista y también ultra corrupto Hugo Chávez, a la cabeza de la nomenclatura, o de un heredero de su legado, como el sombrío extremista Tareck El Aissami recientemente nombrado como vicepresidente.

Maduro, un hombre mediocre, sigilosamente astuto y carente de escrúpulos, con paciencia y servilismo sin igual, logró hacerse con el poder luego de confabulaciones con el castrismo conspirador y traicionero, tras la enfermedad y muerte sospechosas del atolondrado y en cierto modo, ingenuo caudillo, quien fue astutamente utilizado por los dictadores hermanos Castro.

El país que se desenvuelve en un caos permanente, alimentado por la ausencia de pragmatismo y la aplicación de las mismas políticas anti mercado, inútiles y desastrosas, marcha directamente al fondo del volcán, de acuerdo a la radical voluntad del chavismo de seguir por ese camino errado que lo condujo directamente al infierno en que hoy arde consumiéndose en permanente crisis.

Es evidente la falta de amor por su pueblo demostrada hasta la saciedad por unos individuos que no tienen límites para su maldad de destruir toda una ex próspera nación, y a los que solo interesa seguir con su agenda de socialismo o muerte, sin importarles que los resultados sean la permanencia en el atolladero del mas absoluto y rotundo fracaso donde sucumbe su llamado socialismo del siglo 21.

Con el nombramiento de El Aissami, ex ministro de interior y ex gobernador de Aragua, como vicepresidente, se confirma esa tendencia hacia el radicalismo de izquierda que es a lo que el chavismo siempre a aspirado: montar un régimen totalitario, a la par con el de la Habana, en el que solamente exista el partido en el poder, tras hacer desaparecer de alguna manera maquiavélica o por la fuerza, a los partidos de oposición.

El Aissami, nacido en Venezuela de padre de origen sirio libanés, es señalado y está siendo investigado por autoridades judiciales y los servicios de inteligencia norteamericanos como un sospechoso cómplice de conspiración para el trasiego de drogas y armas y por ser uno de los colaboradores mas importantes del grupo terrorista Hezbollah en Latino América.

Si antes de su nombramiento como vice era difícil, por no decir imposible el diálogo con la oposición, ahora esa posibilidad se aleja rotundamente, pues al momento de ser nombrado llamó a la oposición “derecha terrorista y criminal” y “burguesía apátrida”, lenguaje utilizado constantemente en su cuenta de Twitter y copiado de Hugo Chávez a quien le encantaba descalificar a sus enemigos opositores con acusaciones y vulgaridades.

Obviamente que el nombramiento de este miembro del marxista procastrista “Frente Francisco de Miranda”, uno de los grupos que conforman el Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV), es una estrategia para salvaguardar el chavismo mas radical, en caso de cualquier eventualidad que pueda presentarse, ya sea que tengan que celebrar un plebiscito revocatorio y Maduro sea rechazado o este sea destituido de cualquier otra manera, lo que automáticamente dejaría como presidente sucesor al vicepresidente El Aissami, uno de los favoritos del castrismo y el chavismo radical.

De manera que el futuro de Venezuela se torna todavía mas oscuro al incentivarse las tensiones, con el nombramiento como segundo al mando del chavismo de este tenebroso personaje tan temido y controversial. Que Dios guarde a los venezolanos… y ojalá pronto puedan despertar de esa pesadilla del “socialismo del siglo 21” al que estúpidamente los sometió el extinto dictador megalómano “Comandante” Hugo Rafael Chávez Frías.

 

Comenta