Reverso del aborto en USA sería una victoria republicana que beneficiaría a los demócratas

Por Alfredo García

El impacto político que tendría en Estados Unidos si se reversa el derecho al aborto durante los primeros tres meses de embarazo como contempla el precedente de 1973 conocido como Roe contra Wade, sería un golpe favorable para los demócratas, pese a ser ellos claramente pro aborto.

Para entrar en contexto Roe contra Wade fue un proceso que inició en Texas y que se elevó hasta la Suprema Corte de Justicia de Estados Unidos, cuando una mujer quería abortar en dicho estado donde es ilegal hacerlo. En aquel entonces sus abogados llevaron el caso hasta la suprema corte de justicia de Estados Unidos la cual estableció una jurisprudencia ambigua bajo el amparo constitucional de el “derecho a la intimidad”, en la que se establecía que se podía abortar durante los primeros tres meses de embarazo, pero que luego de ahí, ya regirían las leyes de cada estado, salvo cuando la madre corriera peligro por el proceso de gestación.

El tema lo traigo a cuenta a razón de que el medio de comunicación norteamericano llamado Politico, publicó la semana pasada un borrador filtrado desde la Suprema, en el que los jueces de esa alta corte estarían apoyando reversar el “derecho constitucional” de abortar en los primeros 3 meses de gestación y permitir así que las leyes de cada estado sean las que determinen si es legal o no hacerlo.

Ello dejaría a los estados demócratas legalizar el aborto, mientras que los estados republicanos o conservadores, lo penalizarían, salvo riesgo de vida de la madre o bajo causas excepcionales que determine cada legislación.

Sin embargo, como en año electoral, todo lo que ocurre en Estados Unidos tiene que ver con las elecciones, esta situación no queda exenta de ello y en definitiva el hecho de que por primera vez se filtre un memo con la intención de voto de los jueces de la suprema y sus respectivas opiniones sobre el tema en cuestión, no deja de llamar a suspicacia dado que beneficia claramente una parcela política, en este caso, la demócrata, que anda buscando oxígeno a como de lugar.

Si bien es cierto que los demócratas apoyan el derecho al aborto, no menos cierto es que la filtración del documento, haría que muchos conservadores pro aborto, pudieran votar en noviembre por los demócratas pensando que con ello detengan que la jurisprudencia Roe Vs Wade sea reversada.

Para que tengamos una idea del impacto politico, según una encuesta conducida por Pew Research Center en 2019, el 68% de los católicos americanos apoyaban el precedente Roe vs Wade. Si se reversa, esa molestia se traducirá en votos a favor de los demócratas en las elecciones venideras de noviembre.

Claro está, el reverso, aún no es oficial, aunque uno del os jueces dijo que el hecho de que se filtrase, en modo alguno cambia, la decisión escrita en ese borrador, no obstante, el nerviosismo de lo que pudiera venir, daría oxígeno a los demócratas de cara a las legislativas de noviembre, produciendo un voto de castigo contra los republicanos.

Por ello algunos republicanos, como el senador tejano Ted Cruz, se han pronunciado molestos y sin prueba, han acusado el ala liberal de la Suprema, como responsable de la filtración.

Para más de uno, el tema de mantener el derecho al aborto se ha convertido también en un elemento electoral dado que empezó a marcar fuerte en las encuestas como uno de los factores considerados por los votantes a la hora de emitir el sufragio, según el Washington Post y la ABC News.

Por su lado la cadena conservadora Fox News también lo reseña como un tema de interés, así como lo es la economía, la inflación, el costo de la vida y el derecho de las mujeres.

Sin embargo, otros estudios revelan que no será tan determinante, como muestra RMG Research Group en una medición de este mes.

Bajo el escenario actual, pienso que aún la suprema corte reverse el derecho al aborto de manera oficial, los republicanos tienen el carril de adentro para ganar la mayoría en la cámara de representantes y senadores de Estados Unido, a razón del pobre liderazgo político de Joe Biden, así como por la permanente inflación y el alto costo de la vida, factores determinantes para los votantes.

Por Alfredo García 

Comenta

Apple Store Google Play
Continuar