Presidente cubano pide “correr riesgos” para agilizar la inversión extranjera

Por EFE jueves 21 de junio, 2018

EL NUEVO DIARIO, LA HABANA.- El presidente de Cuba, Miguel Díaz-Canel, instó a su gobierno a “correr riesgos” e insistió en “dar un mayor impulso a la inversión extranjera” para garantizar el desarrollo económico del país, cuyas finanzas atraviesan un momento complicado.

“Hay que ser creativos y correr riesgos, sin afectar nuestra soberanía”, indicó el mandatario durante una reunión del Consejo de Ministros celebrada a principios de esta semana, la tercera que encabeza desde su llegada al poder en abril pasado, según publican hoy los medios estatales de la isla.

El máximo órgano ejecutivo y administrativo cubano decidió que supervisará cada mes, caso por caso, “las exportaciones y los negocios con inversión extranjera, así como la gestión y ejecución de los créditos externos”, afirma la reseña oficial de la reunión.

De esta forma el Gobierno cubano quiere enfrentar las trabas burocráticas y legales que dificultan o impiden las inversiones extranjeras y que desincentivan a los potenciales inversionistas, según han reconocido reiteradamente las autoridades de la isla.

Cuba necesita para su desarrollo económico atraer anualmente unos 2.500 millones de dólares en inversión extranjera directa, principalmente en 15 sectores claves como el industrial, agroalimentario, turismo, minería, biotecnología, petróleo y energías renovables, según estimaciones oficiales.

Los ministros también evaluaron en su reunión los resultados económicos del primer trimestre, así como la situación actual del presupuesto, las exportaciones y los créditos externos.

Aunque “se estima un desempeño aceptable” de la economía cubana, el Consejo advirtió de los lastres a su rendimiento, desde el embargo de EE.UU. hasta “factores de carácter subjetivo y organizativo que limitan las exportaciones, el uso de los créditos y la atracción de inversión extranjera”.

La Política para la Inversión Extranjera, aprobada en 2014, impuso un nuevo marco regulatorio que permitió aumentar las inversiones con capital foráneo.

Sin embargo, el Consejo de Ministros alertó en su reunión de esta semana de que las inversiones extranjeras todavía tienen “un peso muy bajo” en relación con el total de inversiones (estatales) de Cuba.

La cartera de negocios cubana para capital extranjero incluye -en su cuarta versión actualizada- 456 proyectos por un monto superior a los 10.700 millones de dólares.

Muchos de estos proyectos se ofrecen dentro de la Zona Especial de Desarrollo de Mariel (ZEDM), el proyecto estrella del país caribeño para atraer capital foráneo y que ofrece condiciones fiscales y laborales ventajosas a empresas extranjeras.

Con este centro empresarial y puerto mercante ubicado 45 kilómetros al este de La Habana, Cuba ha asegurado más de 1.191 millones de dólares desde su presentación oficial en 2013.

En cuanto a las inversiones a nivel nacional, Díaz-Canel subrayó la necesidad de priorizar las de “impacto productivo”, como las relacionadas con turismo y la industria alimentaria, o los trasvases para mejorar la producción agrícola.

El Consejo de Ministros también evaluó, sin aportar cifras concretas, que en el primer trimestre del año se registraron “moderados incrementos en el sector de la construcción y el comercio” y “cumplimientos favorables en las principales producciones agrícolas”, así como avances en el sector turístico al sobrepasar los dos millones de visitantes.

Anuncios
Apple Store Google Play
Continuar