Presidencia palestina ve positivo que Trump no traslade embajada a Jerusalén

Por EFE jueves 1 de junio, 2017

EL NUEVO DIARIO, GAZA, RAMALA, CISJORDANIA, EFE).- La presidencia palestina ve como un gesto positivo la decisión del presidente de EEUU, Donald Trump, de no trasladar por el momento la embajada de su país de Tel Aviv a Jerusalén como prometió en su campaña electoral.

El portavoz del presidente palestino, Mahmud Abás, Nabil Abu Rudeineh, aseguró que la prórroga de seis meses de la ley por la que Tel Aviv continúa siendo sede de la embajada, que firmó hoy Trump en Washington, es “positiva e importante, y dará un empujón a las oportunidades para conseguir la paz”.

“La decisión reitera la seriedad de la Administración (norte) americana de ayudar a hacer la paz en la región”, dijo Abu Rudeineh, valorando que “construirá puentes de confianza con el presidente Trump“, y reafirmó el compromiso palestino de trabajar con el líder estadounidense “para lograr una paz justa y duradera”.

El traslado fue una de las más destacadas promesas electorales del presidente estadounidense, rechazada de plano por los palestinos al entender que supondría una aceptación de la ocupación israelí sobre la parte este de la ciudad, territorio ocupado que reclaman como capital de su futuro estado.

En la actualidad no hay ningún país que tenga su legación en Jerusalén, que tampoco es reconocida como capital israelí por la comunidad internacional, que rechaza la ocupación de la parte palestina de la ciudad (que data de 1967) y su posterior anexión en 1980.

Por su parte, el movimiento islamista Hamás, que controla de facto la Franja de Gaza, cree que la firma de hoy “no tiene significado”.

“El problema está en la ocupación de la ciudad de Jerusalén y su judaización, no en mover la embajada a la urbe”, expuso el portavoz islamista Sami Abu Zuhri en una nota de prensa.

“Por lo tanto, no hay necesidad de considerar la decisión de Trump o destacarla como un gran logro, porque es todo una ilusión”, observó.

El embajador palestino en EEUU, Husam Zomlot, celebró en un comunicado difundido por la Organización para la Liberación de Palestina la firma y aseguró que “está en línea con la política que ha mantenido EEUU y el consenso internacional y le da una oportunidad a la paz”.

Mientras, el primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, aseguró que su país “está decepcionado”, aunque apreció “las expresiones de amistad de Trump con Israel y su compromiso de trasladar la embajada en el futuro”.