Presentan primera demanda por el colapso de un puente peatonal en Miami

Por EFE lunes 19 de marzo, 2018

EL NUEVO DIARIO, MIAMI.- La primera demanda civil por el desplome de un puente peatonal en Miami que costó la vida a seis personas fue presentada hoy por un abogado en nombre de un ciclista que resultó herido en el accidente, informaron hoy medios locales.

El abogado Matt Morgan dijo al canal Local 10 News que presentó una demanda ante la justicia en nombre de un hombre que resultó herido cuando el puente peatonal que conectaba una zona del suburbio de Sweetwater con la Universidad Internacional de Florida (FIU) se vino abajo por causas todavía no determinadas.

La Policía del condado de Miami-Dade ya ha identificado a las seis víctimas mortales del siniestro, ocurrido en un tramo de la transitada Calle Ocho, y otras ocho personas permanecen hospitalizadas en el Kendall Regional Medical Center.

La Junta Nacional de Seguridad en el Transporte (NTSB) y otros organismos siguen investigando para determinar las causas del accidente y deslindar responsabilidades.

Los trabajos del proyecto, su construcción e instalación fueron realizados por las firmas MCM Construction y FIGG Bridge Design, ahora bajo escrutinio de las autoridades.

Este fin de semana se conoció que uno de los ingenieros de la firma encargada del diseño, FIGG Bridge Design, alertó por mensaje de voz a un empleado del Departamento de Transporte de Florida (FDT) de la existencia de una grieta en la plataforma, dos días antes de que se hundiera.

Pero en el mensaje, el experto dijo que, aunque “obviamente” habría que hacer “algunas reparaciones”, esto no comprometía la integridad estructural del puente peatonal de 950 toneladas de peso y 174 pies de largo (53 metros).

Un mensaje que, no obstante, no fue escuchado hasta el viernes pasado, un día después del trágico suceso.

El FDT sostiene que la FIU era responsable de este proyecto de infraestructura que empleó una tecnología novedosa, el denominado método de “acelerada construcción” para su realización.

Según la FIU, este método, que reducía el “riesgo potencial a trabajadores, vehículos y peatones”, se inició para evitar el peligro que suponía para los alumnos el cruzar los ocho carriles de la Calle Ocho.

El FDT señaló en un comunicado que la “responsabilidad de identificar y abordar los problemas de seguridad y comunicarlos correctamente era exclusivo del equipo de diseño de la FIU”.

Y añadió que “en ningún momento durante las comunicaciones, (la firma) FIGG o algún miembro del equipo de diseño de FIU comunicó algún un problema de seguridad vital” para las personas.

Anuncios

¡Mantente informado!

Suscríbase para recibir las noticias más importantes del país y el mundo directamente en su correo
SUSCRIBIRME
X
Apple Store Google Play
Continuar