¿Por qué el Lic. Manuel de Jesús Hernández Jiménez a la Cámara de Cuentas?

Por Junior Pérez miércoles 21 de octubre, 2020

Don Manuel de Jesús Hernández Jiménez, nació el 8 de julio del 1958 en la ciudad de Santiago de los Caballeros, República Dominicana. Es un profesional de amplia preparación académica como podemos mencionar las siguientes profesiones: Licenciaturas en Contaduría Pública, en Administración de Empresas,  en Economía,  en Derecho, maestría en Auditoría Financiera Internacional, doctorado en Administración y Organización de Empresa, maestría en Análisis e Interpretación de Costo y Evaluación de Construcción.

Además, es un hombre lleno de virtudes, apegado a la ética moral y a los valores fundamentales, a su vez es de los que se preocupa por la institucionalidad del país y la solidaridad con aquellos que menos pueden. Es un hombre de fe, guiado y dirigido por los principios cristianos.

¿Cuáles son las propuestas de Manuel de Jesús Hernández?

El servicio público está reservado para personas con condiciones especiales que obedezcan al pueblo y la constitución dominicana, que gocen del respeto y el prestigio social.

La Comisión de Evaluación del Senado ya no tiene que elegir cinco miembros jueces y que debe privilegiarse la integración de personas con formación y experiencia en las áreas de contabilidad, auditoria e informática y finanzas, en vista de que la Cámara ya no tiene las funciones de Tribunal Contencioso Administrativo, lo que hace menos necesario que en la dirección del organismo haya un número significativo de profesionales del derecho. Por la cual sugerimos a la comisión de que se elija solamente una Persona y ese pueda seleccionar las otras autoridades que se requieran entre esos participantes.

Debe de ser organizada con un nuevo consejo ejecutivo y un consejo de directores, para que se puedan crear los nuevos reglamentos y las Subdirecciones de la región Sur, región Norte, y región Este, esto implicaría una significativa reducción de los gastos. Deseamos resaltar la importancia de que se trate de personas con la debida ética y el carácter necesarios para actuar con plena independencia frente a los intereses de los funcionarios, los partidos y los grupos de poder, tanto del ámbito público como del privado.

Una cámara de cuentas, independiente sin ninguna afición política. La militancia partidista no puede estar asociada a una institución tan importante como lo es la Cámara de Cuentas, es una estructura sólida del funcionamiento de un sistema democrático con transparencia y ética. De manera que se requiere especial vocación de servicio y dedicación a tiempo completo, como lo establece la Ley, que no permite actividades remuneradas en otras entidades públicas ni privadas, salvo cuando se trate de labores docentes.

Con este nuevo consejo ejecutivo podemos asegurarle al pueblo dominicanos, a los inversionistas nacionales e internacionales; de que si llegamos a presidir la cámara de cuentas, podrán sentirse confiados de que los bienes y fondos públicos estarán vigilados y custodiados al 100%, para evitar la corrupción de los mismo, porque trabajaremos unidos con los departamentos de auditoría interna de todas las instituciones pública, por lo que haremos cumplir las leyes y sus reglamentos, su propuesta va enfocada en incorporar a los jóvenes los cuales son el factor principal del funcionamiento ético de la democracia y las instituciones.

 

Por: Junior Pérez

Comenta