Plan Social viola decreto presidencial al iniciar licitación sin los fondos presupuestados

Por Rafael Zapata G. miércoles 25 de octubre, 2017

EL NUEVO DIARIO, SANTO DOMINGO.- El proceso de licitación que inició ayer el Plan Social de la Presidencia con los suplidores que suministrarán a la institución los productos que componen las cajas navideñas, viola un decreto presidencial que establece que ningún organismo público puede realizar tal acción sin contar con el certificado de apropiación presupuestaria  donde conste el balance total del egreso previsto.

El Plan Social de la Presidencia estaría incumpliendo así con el decreto 15-17 del 8 de febrero del 2017, sobre el aprovisionamiento de recursos  que deben tener las instituciones estatales a la hora de iniciar un proceso de licitación para compras o contrataciones de obras o servicios.

De acuerdo al artículo 3 del decreto 15-17 , emitido por el presidente Danilo Medina el 8 de febrero del año 2017, “los órganos y entes públicos sujetos a las instrucciones contenidas en este decreto no iniciarán procesos de compras o contrataciones de bienes, servicios, obras y concesiones,  ni de transferencias al sector privado, sin contar con el certificado de apropiación presupuestaria”.

Sin embargo, según la certificación de aprovisionamiento de fondos para dicha licitación, copia de la cual obtuvo El Nuevo Diario, al Plan Social de la Presidencia  solo le restan RD$240 millones del presupuesto de este año, según certificación del Ministerio de Hacienda. Este monto representa el equivalente a solo el 20% de los  RD$1200 millones presupuestados para la elaboración de las canastas navideñas y festividades de los Reyes Magos.

Esto significa que el restante 80%, unos RD$960 millones, de acuerdo al documento, serían consignados en el Presupuesto General del Estado 2018.

En tal sentido esta decisión del Plan Social de la Presidencia violenta la referida resolución presidencial, ya que el organismo estatal no dispone de los fondos necesarios para llevar a cabo la licitación.

De las compras realizadas el año pasado por el mismo concepto, el Plan Social todavía adeuda RD$800 millones, cuyo pago es reclamado por suplidores, algunos de los cuales decidieron no participar este año en la licitación, debido a esa situación.

Algunos de los empresarios perjudicados con esta situación económica, y que prefirieron mantenerse en el anonimato, afirmaron que desde que fue nombrada la actual directora de la entidad, Iris Guaba, empezaron a surgir los problemas de esta índole.

Ayer martes el Plan Social de la Presidencia realizó la licitación para la cual no dispone de los fondos, como lo estipula el decreto, entre los suplidores que suministrarán los alimentos, con los que se preparan las cajas que el Gobierno regala en el mes de diciembre.

Documentos obtenidos por El Nuevo Diario que demuestran la anomalía que está cometiendo la entidad estatal:

 

 

Apple Store Google Play
Continuar