Pena máxima en Bolivia a un policía por un feminicidio que consternó al país

Por EFE domingo 23 de agosto, 2020

EL NUEVO DIARIO, LA PAZ.- Un oficial de la Policía Boliviana fue sentenciado este domingo a treinta años de cárcel, la pena máxima en Bolivia, por un feminicio que causó consternación en el país y que motivó un pedido para que la institución policial evite estos casos.

El teniente Adán Boris Mina Alanes fue sentenciado por un juez que consideró probado que el oficial disparó en la cabeza a su pareja y quemó el cuerpo para intentar ocultar el delito, informó la Fiscalía General del Estado.

La Fiscalía “presentó 66 elementos de prueba en contra del sujeto”, como la autopsia e informes policiales de criminalística y forenses, aseguró la fiscal Eliana Colque, citada en un comunicado.

El indicio más relevante es la constatación de que los restos humanos encontrados en una propiedad al sur de la ciudad boliviana de Cochabamba “corresponden a la víctima”, a Betsabé M.A.Z., de 24 años, sostuvo la fiscal.

El pasado 11 de agosto, Betsabé dejó su casa para encontrarse con el sujeto y fue desde ese momento que “no se supo más del paradero de la joven”, menciona la nota de la Fiscalía.

“Según la investigación y la declaración del agresor, ambos llegaron a su casa, ahí discutieron y ella falleció por un disparo en la cabeza en situaciones extrañas”, indica.

La fiscal Colque mencionó que la autopsia concluyó que la mujer “falleció por un traumatismo cráneo encefálico producido por un arma de fuego”.

Después del crimen, el policía llevó el cuerpo de la mujer a otro lugar “donde le roció gasolina y luego le prendió fuego”, para los cual se cree necesitó de ayuda de un hermano suyo y de una cuñada, también procesados en este caso, según la Fiscalía.

La audiencia de Mina Alanes, que se efectuó esta jornada, dispuso la sentencia de 30 años “sin derecho a indulto”, que es la pena máxima en Bolivia, declararon a medios bolivianos fuentes policiales relacionadas a la investigación, después de la audiencia.

La sentencia “se encuentra ejecutoriada”, es decir, que se debe cumplir de manera inmediata, ya que no abre posibilidad a instancias de apelación, señala la Fiscalía.

En tanto que Robert Mina Alanes y su pareja Cinthia Parra Flores, hermano y cuñada del feminicida, están sentenciados a dos años, aunque podrán no ir a la cárcel debido al perdón judicial que rige para sentencias menores a los tres años, según la leyes bolivianas.

Un operativo policial encontró a Adán Boris Mina Alanes este pasado sábado en un alojamiento en la ciudad oriental de Montero, donde se dijo esperaba tener las condiciones para fugarse hacia Brasil.

Este caso ha dado pie a que el Ministerio de Gobierno (Interior) pida al Comando General de la Policía de Bolivia que aplique un examen psicológico a los policías cada vez que haya un ascenso de grado, así como una certificación de no violencia para ejercer el cargo.

Apple Store Google Play
Continuar