Montás sostiene ley de incentivos no es suficiente para desarrollo fronterizo

Por El Nuevo Diario martes 4 de diciembre, 2018

EL NUEVO DIARIO, Monte Cristi.- Veinte años después de se aprobara una ley para incentivar el desarrollo productivo de las provincias de la frontera dominicana con Haití, la generación de empleos no ha sido significativa, la pobreza no se ha reducido en forma significativa y por ambos factores la población dominicana está disminuyendo en esa zona.

La afirmación la hizo el precandidato presidencial peledeísta Temístocles Montás, quien durante una conferencia sobre los resultados de la ley 28-01 de desarrollo fronterizo, en esta ciudad, compartió datos relevantes de la realidad de la frontera y planteó lo que en un gobierno suyo a partir de agosto de 2020, constituirían las prioridades para rescatar esta región.

Según Montás, para conjurar esa situación de bajo empleo, pobreza y migración, se precisa abordar una agenda de desarrollo para la región fronteriza que incluya, impulsar mayores inversiones del Estado en infraestructura, desarrollo del capital humano vinculado con las actividades productivas de la región y asegurar el suministro eficiente de energía e impulsar el aprovechamiento de fuentes alternas de energía.

Igualmente, se requiere potenciar “el desarrollo agropecuario, agroindustrial y pesquero de la región y promover el desarrollo de su estructura productiva”, tomando en cuenta la necesidad de estimular al sector productivo con énfasis especial en Pedernales y Monte Cristi e incluir el ecoturismo como sector emergente en la región.

Adelantó que como aspirante presidencial del Partido de la Liberación Dominicana (PLD), ha definido un conjunto de prioridades programáticas por provincia que están destinadas a provocar un cambio en la situación actual.

Montás pronunció su conferencia en la sede de la gobernación provincial en presencia del gobernador Marcos Jorge; las aspirantes a diputada, Hilda Cabrera y Claudia Rincón, así como Luis Pérez Simó; Nelson Mata y Marcelo Puello, Viceministro de Zonas Francas y Regímenes Especiales del MICM; así como Luis Estrella, director del CCDF, institución coauspiciadora junto al ministerio de Industria, Comercio y Mipymes de la feria empresarial.

Resultados de la aplicación de la Ley

Al examinar las estadísticas sobre el impacto de la aplicación de la Ley 28-01 de Desarrollo Fronterizo, Montás dijo que al día de hoy existen 81 empresas activas, con una inversión de RD$19,706 millones y que habían creado cerca de 10,000 empleos (9,928, de los cuales 6,956 son dominicanos y 2,272 son extranjeros).

Señaló que los ingresos por venta al mercado nacional e internacional son RD$21,946 millones, el pago de nómina equivale a RD$600 millones y pagan RD$58 millones a la Tesorería de la Seguridad Social.

De las empresas acogidas a los beneficios de la ley, Montás expresó que el 95.1% de ellas se ubican en la región noroeste y apenas el 4.9% en la región suroeste. “Más del 60% de la inversión se concentra en la región noroeste y menos del 40% restante en la región suroeste. Distribución parecida tuvo la generación de empleos. El 69% se concentró en la región noroeste y el restante 31% se concentró en la región suroeste”, apuntó.

Reveló que Monte Cristi es la provincia donde más empresas se han ubicado (46), Santiago Rodríguez con 14 ocupa la segunda posición, seguida por Dajabón en tercer lugar con 12. La cuarta posición la ocupa Independencia cinco, Bahoruco ocupa la sexta posición con y Elías Piña la séptima una. Pedernales no tiene ahora empresas operando al amparo de la Ley 28-01, aunque llegó a tener tres.

En materia de clasificación por rama productiva, más del 50% de las 81 empresas instaladas al amparo de la Ley 28-01 son agroindustrias, alrededor del 20% son manufactureras y cerca del 20% se dedica a los servicios.

Disminuye la población

Según la Oficina Nacional de Estadísticas, las provincias de la Línea Noroeste tenían en el año 2000 una población equivalente al 4.6% del total nacional y para 2017 la proporción se había reducido al 4.0%.

La reducción se registra en todas las provincias, dijo Montás, por lo que Elías Piña se redujo de 64,641 personas en 1993 a la cantidad de 63,029 en 2010; Santiago Rodríguez, que tenía una población de 62,144 personas en 1993, cayó a 57,476 en 2010 y Bahoruco reduce su población de 105,206 personas en 1993, a 97,313 en 2010.

“El caso de Dajabón es igual, pues su población cae de 68,606 personas en 1993 a 63,955 en 2010”, afirmó el líder político, quien agregó que Monte Cristi, en 2002, tenía 111,014 personas y para 2010 se había reducido a 109,607

Manifestó que las proyecciones más recientes de la ONE presentan una región prácticamente estancada en términos poblacionales.

Prioridades programáticas en un gobierno de Montás

El aspirante presidencial dijo que tiene una estrategia integral para la región fronteriza, cuyas prioridades, provincia por provincia, están destinadas a revertir la realidad actual de bajo empleo, pobreza y migración.

En el caso de Pedernales, Montás considera prioridad la construcción de autopista Pedernales-Barahona para el desarrollo turístico y comercial de la región, la reparación y mejora de la carretera Cabo-Bahía de las Águilas, que servirá para la implementación  del mercado pesquero y el turismo.

Asimismo, se precisa impulsar el proyecto de recuperación y reforestación de la provincia de Pedernales para frenar los efectos devastadores de la tala, quema y conuqueo que impera allí.

Igualmente, la construcción carretera Pedernales a Monte Cristi que una a todas las provincias fronterizas para el desarrollo turístico y comercial de la región, además de la limpieza y mantenimiento del río Pedernales y convertir a Cabo Rojo en puerto turístico para cruceros.

En el caso de la provincia Elías Piña, Montás se propone la implementación de un proyecto provincial de construcción e implementación producción agrícola bajo ambiente controlado (invernaderos) y sistema de riego por goteo.

Además, la construcción de carretera Comendador-Hondo Valle, la que facilitaría la comercialización de la producción de café, habichuela, aguacate, entre otros.

“La construcción de la presa de Monte Mayor la cual estaría ubicada en la sección de Juan Santiago, en la parte sur de la provincia Elías Piña, colindante con el municipio del Llano”, también sería una obra prioritaria porque generaría energía eléctrica suficiente para el consumo provincial y otras ciudades o localidades e irrigaría cerca de 100,000 tareas cultivables de la provincias y muchos empleos directos e indirectos.

Para la provincia de Dajabón, un gobierno de Montás se enfocaría en la creación del sistema de alcantarillado para aguas residuales, desarrollo de la cadena de valor que incluya apicultura, turismo, horti-frutales, madera y láctea.

Tendría gran importancia el proyecto de construcción de una presa grande en el río Guayubín, el desarrollo de una zona franca industrial y la industrialización y tecnología maderera, en todas sus etapas de producción (vivero, reforestación, aprovechamiento, producción, comercialización y certificación).

El desarrollo de Monte Cristi, a juicio de Montás, se impulsaría notablemente con una modernización del muelle de Manzanillo, la construcción del bulevar del Atlántico Monte Cristi-Puerto Plata y la puesta en marcha del Instituto Tecnológico de Monte Cristi, orientado a formar jóvenes en carreras técnicas necesarias para la región.

Montás, además, convertiría en aeródromo Osvaldo Virgil en el aeropuerto internacional de Monte Cristi por la cercanía con Estados Unidos e islas del Caribe, buscando desarrollar grandemente el turismo, entre otras acciones.

En la provincia Independencia las prioridades de Montás serían convertir el mercado binacional de Jimaní en una zona franca, para plantear un proyecto  industrial de artículo demandados por los haitianos, entre ellos el procesamiento del maíz, harina de trigo con financiamiento estatal, empaques de ciertos productos.

También, la construcción de carretera Malpaso-Jimaní de cuatro vías, desde Las Cuarenta hasta Malpaso, lo que evitaría los largos tapones que ocasionan los vehículos pesados y los fluidos así como mejor desenvolvimiento de la comunidad entera.

Canalización del río Soliette o Blanco desde la presa Trujillo hasta Piedra Melliza con una longitud de siete kilómetros, lo que contribuiría a impulsar la producción agropecuaria de la provincia.

Anuncios

¡Mantente informado!

Suscríbase para recibir las noticias más importantes del país y el mundo directamente en su correo
SUSCRIBIRME
X
Apple Store Google Play
Continuar