Mike Pompeo insta al Sudeste Asiático a no dejarse “avasallar” por China

Por EFE jueves 10 de septiembre, 2020

EL NUEVO DIARIO, BANGKOK.- El secretario de Estado de Estados Unidos, Mike Pompeo, urgió este jueves a los países de la Asociación de Naciones del Sudeste Asiático (ASEAN) a no dejarse “avasallar” por China, durante una videconferencia con los responsables de Exteriores del bloque regional.

“Reconsideren sus tratos comerciales con las mismas compañías estatales que intimidan a los países de la ASEAN con costas en el Mar de China Meridional”, pidió Pompeo en referencia a las ambiciones territoriales de China en dicha zona, en disputa con varios países del bloque.

La petición del secretario de Estado se produce después de que el Departamento de Comercio estadounidense incluyera a finales de agosto en su lista negra de firmas sancionadas a 24 empresas estatales del gigante asiático por participar en la militarización y construcción de islas artificiales en el Mar de China Meridional.

“No dejen que el Partido Comunista de China que nos avasalle a nosotros y a nuestros pueblos. Deben tener confianza, los estadounidenses estarán ahí como amigos para ayudarles”, apostilló el responsable de política exterior de la administración Trump.

Las videoconferencia se produjo en el contexto de la reunión virtual de ministros de Asuntos Exteriores de la ASEAN y socios externos que comenzó este miércoles.

La ASEAN y China llevan años negociando un código de conducta para evitar choques violentos en el mar de China Meridional, el cual reclama Pekín casi en su totalidad frente a Vietnam, Filipinas, Malasia y Brunéi.

Barcos chinos se han visto envueltos en escaramuzas con navíos de otras nacionalidades en las disputadas aguas, que son ricas en recursos naturales y un paso estratégico del transporte marítimo.

El pasado julio, Estados Unidos declaró “ilegales” las reivindicaciones territoriales de China, principalmente en las islas Spratly y Paracel, lo que provocó una airada respuesta del Gobierno chino, que acusó a Washington de incitar la confrontación en la región.

Las tensiones entre China y Estados Unidos han aumentado en los últimos meses, sobe todo después del cierre en julio del consulado chino en Houston (Texas, sur de EE. UU.) entre acusaciones de espionaje, y el estadounidense en Chengdu (capital de la provincia china central de Sichuan) como respuesta.

A las reclamaciones territoriales de Pekín en el Mar de China Meridional se une la guerra comercial contra el gigante asiático lanzada por el presidente estadounidense, Donald Trump, o la crisis de la pandemia de la COVID-19.

 

Apple Store Google Play
Continuar