Medicamentos de precisión mejoran el tratamiento contra cáncer de mama

Por EFE sábado 7 de julio, 2018

EL NUEVO DIARIO, COLOMBIA.– Entender la biología de enfermedades y, con base en ello, desarrollar medicamentos de mayor precisión han logrado que los tratamientos contra el cáncer de mama sean más efectivos, menos agresivos y alarguen la expectativa de vida de las pacientes, dijo a Efe el experto Ricardo Álvarez.

Con motivo de la celebración de esta semana del Roche Press Day, el director del centro de Investigación del Cáncer Treatment Centers of América explicó que haber logrado entender genómicamente enfermedades ha incidido en que en los últimos 15 años la mortalidad por cáncer de mama haya disminuido un 39 % en Latinoamérica.

“Hemos logrado desarrollar medicamentos que nos permiten actuar más rápido, con tratamientos más precisos, más dirigidos, menos tóxicos, más cortos y en cáncer de mama hemos visto disminución en mortalidad”, explicó.

Agregó que esto se traduce en miles de pacientes que pueden tener una mayor expectativa de vida.

El cáncer de mama es el más frecuente entre las mujeres latinoamericanas y su incidencia está aumentando en la región.

En 2012 se diagnosticaron aproximadamente 152.000 nuevos casos y, si esta tendencia continúa, se espera que más de 240.000 mujeres sean diagnosticadas para 2030, lo que representa un aumento del 57 por ciento.

El especialista explicó que desde hace unos 20 años se tenía el conocimiento del genoma y sus procesos en el organismo, pero no habían logrado aplicar estos conocimientos en favor de los pacientes.

“Seguíamos tratando a los pacientes de la misma forma pese a tener mayor conocimiento de la biología”, aseguró el experto durante el Roche Press Day, un foro educativo para comunicadores de América Latina.

Álvarez dijo que con el desarrollo ahora de las terapias blanco, el tratamiento para los enfermos es más dirigido lo que “permite actuar más rápido, con mayor precisión, menos toxicidad y con tratamiento más cortos”.

Añadió que la quimioterapia, uno de los tratamientos más comunes contra el cáncer desde hace 50 años, era “como disparar una pistola al aire en la noche, pero ahora las terapias dirigidas son mucho más precisas y atacan solo a las células malignas”.

Daniel Ciriano, director médico de Roche Pharma Latinoamérica, explicó que gracias a las investigaciones sobre el cáncer de mama se ha logrado entender que no todos los tumores son iguales, lo que lleva a personalizar más los tratamientos.

“Hay tumores que tienen un tipo de receptor llamado HER2 positivo, esos son particularmente agresivos y hoy día tenemos agentes específicos dirigidos a ese tipo de tumores”, dijo Ciriano.

El especialista detalló que el HER2 positivo afecta alrededor de una de cada cinco mujeres.

Indicó que, en el caso del cáncer de mama, hay pacientes que tienen tumores con receptores hormonales positivos, lo que hace que los mismos sean más agresivos y crezcan más rápido.

“En el caso del cáncer de mama, existe un receptor llamado HER2 positivo que afecta a una de cada cinco mujeres”, expresó.

Sin embargo, los nuevos tratamientos han logrado bloquear esos receptores hormonales lo que ha incrementado hasta en 20 % la remisión (control) de la enfermedad.

“Hoy no podemos hablar de cura, pero cuando vemos que se ha logrado incrementar la tasa de remisión durante tanto tiempo, que logramos una mayor calidad de vida, es esperanzador”, dijo.

No obstante, Ciriano aceptó que uno de los principales retos sigue siendo el diagnóstico oportuno “pues nada reemplaza la prevención ni el tratamiento temprano”.

Ricardo Álvarez coincidió en que es importante el diagnóstico temprano, sin embargo, en la región sigue existiendo una falta de educación del personal médico y los pacientes.

“Nos hace falta educación. La gente debe saber que tiene que ir al médico cuando está sana”, explicó.

Según el especialista, el diagnóstico tardío reduce en gran medida las posibilidades de supervivencia de las pacientes.

Se estima que entre el 30 y 40 % de los casos de cáncer de mama en América Latina se diagnostican en etapa metastásica avanzada.

Sostuvo que para reducir los índices de mortalidad de cáncer los pacientes deben empoderarse respecto a su salud y los Gobiernos deben garantizar políticas sociales para realizar tamizaje y tener acceso a los nuevos medicamentos.

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), los programas de detección de cáncer de mama deben llegar al 70 % de la población-objetivo para marcar diferencia.

No obstante, entre los países de América Latina que tienen datos disponibles, ninguno se acerca a este objetivo.

En Colombia, por ejemplo, la cifra se ubica entre el 32 y el 46 %, mientras que en México solo llega al 22 por ciento.

“El problema es que en la región no hemos tenido políticas continuas, cuando cambian las políticas, también cambia completamente el sistema de salud en los países”, lamentó.

Destacó que la lucha contra el cáncer no dará resultados en dos o tres años y para tener resultados positivos es indispensable invertir tiempo, esfuerzo y recursos tanto económicos como humanos.

 

Anuncios
Apple Store Google Play
Continuar