Matan a tiros policía haitiano cuando circulaba por centro de Puerto Príncipe

Por Claribel Medina viernes 9 de junio, 2017

EL NUEVO DIARIO, Puerto Príncipe, 9 jun (EFE).- Un agente de Policía fue asesinado a tiros esta mañana en el centro de Puerto Príncipe cuando dos hombres que se desplazaban en motocicleta atacaron el vehículo en el que circulaba acompañado por una mujer que resultó herida, informó la Red Nacional para la Defensa de los Derechos Humanos (RNDDH).

El fallecido fue identificado como Bernard Lafleur, una nueva víctima de la inseguridad que desde hace semanas predomina en el país, y que en los últimos días también ha costado la vida a un médico en Delmas, sur de la capital, o a un comerciante en la exclusiva zona de Pétion Ville.

El director ejecutivo de RNDDH, Pierre Esperance, llamó la atención de las autoridades sobre el problema de control de armas que existe en Haití, y de la facilidad que los criminales tienen para acceder a ellas.

“Casi no hay control sobre las armas, los bandidos actúan en total impunidad”, una situación que se ve con gran preocupación desde la entidad y que hace preciso que las autoridades garanticen la seguridad en el país, donde cada día muere gente a causa de los niveles de violencia, expuso Esperance.

El Consejo Superior de la Policía y la Comisión de Seguridad en el Parlamento mantuvieron hoy un encuentro donde el primer ministro, Jack Guy Lafrontant, prometió tomar acciones adecuadas para luchar contra la inseguridad.

“Prometo que vamos a trabajar por la seguridad y evitar más crímenes, vamos a tomar acciones concretas para que la gente se siente segura”, ya que este “es un problema para todos los sectores, no podemos funcionar en el miedo”, afirmó el funcionario.

La semana pasada Lafrontant fue muy crítica con los jueces corruptos que, según denunció, liberan a los delincuentes que deberían estar en la cárcel.

La situación de inseguridad generalizada en el país se produce a pocos meses de que la Misión de Estabilización de las Naciones Unidas en Haití (Minustah) abandone el país, circunstancia que crea mucha incertidumbre sobre el futuro de la nación.

El Consejo de Seguridad de la ONU acordó en abril pasado poner fin a la misión en Haití el 15 de octubre próximo, y retirará a todos los cascos azules para dejar una pequeña presencia policial en ese país, bautizada como Minujusth, que se centrará en apoyar a la policía haitiana, promover el Estado de derecho y vigilar el respeto de los derechos humanos.

Esta nueva misión no tendrá personal militar y será mucho más reducida, compuesta por un máximo de siete unidades de policía constituidas y 295 agentes.

A la cuestión de la inseguridad en Haití se suma una grave crisis penitenciaria que ha dejado 44 presos muertos en lo que va de año en el Centro Penitenciario Nacional de Puerto Príncipe. EFE

Apple Store Google Play
Continuar