Una gran manifestación recorrerá mañana Barcelona contra el terrorismo

Por EFE viernes 25 de agosto, 2017

EL NUEVO DIARIO, BARCELONA (España).- Una manifestación multitudinaria recorrerá mañana Barcelona contra el terrorismo, a la que asistirán el rey de España y las más altas autoridades del Gobierno nacional, de Cataluña y otras regiones, representantes de partidos y de la sociedad civil, servicios de emergencia y policía.

Detrás de una pancarta con el lema “No tengo miedo”, los manifestantes expresarán su apoyo a las víctimas de los atentados yihadistas cometidos la semana pasada en Barcelona y Cambrils (noreste español), que causaron 15 muertos y más de cien heridos, de los que 27 siguen hospitalizados, seis en estado crítico.

Esta marcha a favor de la paz y la solidaridad está convocada por el Ayuntamiento de Barcelona y el Gobierno regional de Cataluña.

Comenzará a las 16.00 horas GMT y discurrirá por el centro de la capital catalana hasta terminar en la Plaza de Cataluña, a pocos metros de donde un terrorista atropelló con una furgoneta a decenas de transeúntes el 17 de agosto, en La Rambla.

La manifestación estará encabezada por miembros de la sociedad civil junto a los Mossos d’Esquadra (policía autonómica catalana), la Guardia Urbana de Barcelona (policía local), los servicios de socorro, comerciantes, vecinos, taxistas y otras personas que ayudaron a las víctimas en un primer momento.

“Estará liderada por la ciudadanía”, subrayó hoy la alcaldesa de Barcelona, Ada Calau, en un llamamiento a que la participación sea “enorme”.

Aseguró que es “una manifestación de la gente”, así que la pancarta de cabecera será llevada por representantes de esos grupos profesionales, incluidos los cuerpos de seguridad Guardia Civil y Policía Nacional, según Colau.

También hoy el presidente de Cataluña, Carles Puigdemont, pidió una afluencia multitudinaria para transmitir al mundo un mensaje de “paz, convivencia y libertad”. Un mensaje contra el terrorismo.

Por su parte, el jefe del Ejecutivo español, Mariano Rajoy, enfatizó: “Volveremos a dar un mensaje claro de unidad, repulsa al terrorismo y de amor a Barcelona”.

Será la primera ocasión en que un rey participe en una manifestación en la historia de la democracia española, si bien Felipe VI encabezó la de Madrid de 2004, cuando era príncipe, tras los atentados del 11 de marzo de ese año en la capital, que causaron 193 muertos y más de 1.700 heridos.