Man United en buena racha y Liverpool apunta a Old Trafford

Por Carlos Luis Baron jueves 12 de enero, 2017

EL NUEVO DIARIO, MANCHESTER (AP) — Tras hilar su racha ganadora más larga en ocho años, es tentador concluir que Manchester United despertó de su letargo y vuelve a ser la potencia de antaño en el fútbol inglés. Pero es necesaria cierta perspectiva al evaluar sus nueve victorias consecutivas desde el 8 de diciembre.

Solo uno de sus oponentes en ese mes podría ser clasificado como un rival importante: Tottenham. Y esa victoria por 1-0 llegó el 11 de diciembre, cuando los Spurs no exhibían el desempeño que tienen actualmente.

Por lo demás, United ha demostrado ser implacable en barrer a equipos del montón en la liga Premier, o a conjuntos de menor jerarquía en torneos de copa como Reading en la Copa de la FA o el Zorya Luhansk en la Liga Europa.

United tiene retos más importantes en el horizonte, comenzando con la visita de Liverpool el domingo por la liga.

Lo que es tradicionalmente el juego más importante en el calendario del fútbol inglés será una oportunidad para que los jugadores de United demuestren que realmente son una fuerza a tener en cuenta este año y que, tal vez, todavía podrían ser candidatos al título.

Con un triunfo en Old Trafford, United se acercaría a dos puntos de Liverpool, que se sitúa en segundo lugar al alcanzar la 21ra fecha del campeonato. Chelsea, en primer lugar, tiene una ventaja de 10 puntos sobre United con la mitad de la temporada avanzada y juega contra el campeón Leicester el sábado.

Será interesante ver cómo el entrenador de United, Jose Mourinho, maneja el partido ante Liverpool. El portugués desplegó tácticas defensivas para terminar con un empate 0-0 en Anfield el 17 de octubre. Y no pudo esconder su satisfacción de haber neutralizado a un equipo al que sarcásticamente calificó de ser "la última maravilla del mundo".

Tres meses más tarde, se espera que United ataque más en Old Trafford, sobre todo porque esa es la forma en la que el equipo ha jugado durante su racha ganadora, cuando los goles han sido mucho más comunes. Si Zlatan Ibrahimovic supera sus malestares, el delantero sueco de 35 años buscará sumar a sus 12 goles en sus últimos 12 partidos.

No hay duda de que Mourinho tiene a United bien aceitado, con un juego de ataque más rápido y más agudo ahora que Paul Pogba y Henrikh Mkhitaryan llevan los hilos del equipo y tienen funciones más avanzadas. De repente, hay un mayor sentido de la expectativa durante los juegos en Old Trafford.

También podría ser un buen momento para jugar contra Liverpool, incluso aunque los Reds han ganado cuatro de sus últimos seis partidos de la liga —incluso contra el Manchester City y el Everton— y han empatado los otros dos para convertirse en el rival más cercano del Chelsea.

Sadio Mane —uno de los atacantes más brillantes del Liverpool esta temporada— acaba de partir para la Copa Africana de Naciones, mientras que Philippe Coutinho —otro miembro de la delantera— apenas acaba de regresar de una lesión. Hay dudas sobre si dos miembros clave del equipo defensivo del Liverpool, el centrocampista Jordan Henderson y el central Joel Matip, serán titulares después de sus lesiones.

Un día después de que United venciera al Hull por 2-0 en el partido de ida por las semifinales de la Copa de Liga y que lograra su racha más larga de victorias desde enero-febrero de 2009, Liverpool tuvo la suerte de escapar apenas con una derrota por 1-0 en Southampton en la ida de la otra semifinal el miércoles.

"Sería genial si ya pudiéramos mostrar una reacción durante el fin de semana", dijo el técnico del Liverpool Juergen Klopp, "porque probablemente necesitaremos un mejor rendimiento para conseguir algo en Old Trafford".

El impulso, de repente, ha hecho que el United vaya muy adelantado antes de la última batalla con su vecino del noroeste.