Maduro dice que oposición venezolana tiene “estructura paramilitar paralela”

Por EFE Martes 23 de Mayo, 2017

EL NUEVO DIARIO, Caracas.- El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, dijo este martes que la alianza opositora Mesa de la Unidad Democrática (MUD) tiene, en paralelo, una “estructura paramilitar”, dirigida desde la ciudad colombiana fronteriza de Cúcuta y que planifica “ataques” en el marco de las protestas contra su Gobierno.

“Planifican ataques por municipios y por regiones con este grupo que les digo que es una estructura paramilitar que es paralela a la MUD y que tiene mando propio, dinero propio y lo dirigen desde Cúcuta, con mucho dinero, paramilitares”, denunció Maduro.

El presidente hizo estas afirmaciones desde la sede del Consejo Nacional Electoral (CNE), a donde acudió para presentar el decreto que firmó hoy con su propuesta de bases para que sean electos 540 representantes que conformarán una Asamblea Constituyente para redactar una nueva Carta Magna.

Maduro señaló que hace unos días fue hallado en una avenida del centro de Caracas un “arsenal gigantesco de todo lo que se les puede ocurrir” que, aseguró, es “tan grande” como otro que supuestamente también fue encontrado recientemente por el servicio de recaudación de impuestos en barcos provenientes de Miami (EE.UU.).

El gobernante afirmó que los hallazgos contenían “todos los implementos para este tipo de guerra que han ordenado instalar en Venezuela” desde Estados Unidos.

En este sentido apuntó que “el único camino” para “salvar a la patria de la guerra” y “de los violentos” es la celebración de las elecciones para elegir a la Asamblea Nacional Constituyente que se encargará de modificar la Carta Magna.

Indicó, ante la presidenta del CNE, Tibisay Lucena, que espera que se “agilice” la presentación de un “cronograma electoral”.

El jefe de Estado lanzó su propuesta de que se conforme una Constituyente a principios de este mes, una iniciativa que ha sido rechazada por la oposición reunida en la MUD, así como por la principal patronal Fedecámaras y por la Conferencia Episcopal de Venezuela (CEV).