Los bomberos forestales de Machu Picchu combatirán los incendios en Chile

Por EFE viernes 27 de enero, 2017

EL NUEVO DIARIO, Lima, 27 ene (EFE).- Un equipo de bomberos forestales del parque arqueológico de Machu Picchu, en el sur de Perú, viajará hacia Chile para combatir los gigantescos incendios forestales que se han desatado en el centro y sur de ese país, informaron hoy fuentes oficiales.

El jefe de la Dirección Desconcentrada de Cultura del Cuzco, Vidal Pino Zambrano, anunció que 20 bomberos forestales que trabajan en los parques arqueológicos de Machu Picchu y Saqsaywaman, ya viajaron a Lima para luego partir hacia Chile.

"Son 15 bomberos forestales de Machupicchu y 5 de Saqsaywaman, quienes llevan el gesto solidario de los cuzqueños y peruanos hacia nuestros hermanos chilenos" destacó el funcionario.

Pino Zambrano aseguró que los bomberos forestales peruanos tienen amplia experiencia y sólida preparación para combatir este tipo de emergencias.

"Ellos son capacitados en forma permanente en las técnicas y procedimientos para sofocar incendios y además conocen el manejo de los equipos y herramientas de trabajo. Gracias a su trabajo los incendios en Machu Picchu son controlados rápidamente", acotó.

Precisó que los bomberos peruanos permanecerán durante dos semanas en Chile y llevan sus herramientas y equipos de protección personal.

"Lleven el saludo y la solidaridad de los cuzqueños a nuestros hermanos chilenos y hagan quedar en alto el nombre del Cuzco" les pidió el funcionario al despedirlos en el aeropuerto de la antigua capital del Imperio de los Incas, ubicada a unos 1.160 kilómetros al sur de Lima.

La Fuerza Aérea de Perú (FAP) anunció hoy el envío de dos aviones con ayuda humanitaria y de los bomberos especialistas en incendios forestales hacia Chile.

La FAP aseguró que "siempre brinda la ayuda humanitaria a los países hermanos, cruzando fronteras".

Esta ayuda se unirá a la que Chile está recibiendo para controlar los incendios de países como Rusia, Estados Unidos, Colombia, Brasil, Francia y México.

Los incendios, que en las últimas semanas han dejado por lo menos 10 muertos, han arrasado 280.000 hectáreas y destruido más de 1.200 casas, lo que ha provocado la movilización de 46 aeronaves y cerca de 4.000 efectivos terrestres, además de los propios lugareños que tratan de mantener a salvo sus bienes. EFE