Lo más fácil, sin importar daños previsibles

Por Rolando Fernández lunes 11 de mayo, 2020

¡Diablo!, qué “solución más a la mano”, ante la problemática que se confronta por la suspensión transitoria de presente año lectivo en Dominicana, debido a la necesidad del distanciamiento social que viene imponiendo la pandemia del Covid-19.

Ahora, la pregunta es, sería lo más aconsejable de esa forma, ¿qué todos pasen? ¡No lo parece!  ¡Qué bien!, con las tantas deficiencias académicas-docentes que acumulan los estudiantes en este país, incluidos los del nivel superior – universitarios -, que arrastran lagunas indescriptibles; y, los referentes de extrema consideración evidenciados, tanto a nivel de las pruebas nacionales, como en las del llamado sistema “PISA”. ¡Cuánta vergüenzas se han pasado!

En el presente, ante la imposibilidad de concluir el cursante año escolar en el tiempo previsto, se está “barajando” la conveniencia de que todos los estudiantes “pasen” de curso; qué sean promovido automáticamente.

Según una reseña periodística aparecida en el medio escrito “HOY”, del 8-5-20, el flamante ministro de Educación nuestro, que luce no haber impartido nunca una hora de docencia en este país, con principalía en los niveles básicos, pues de lo contrario, no osara hacerlo, “propondrá al Consejo de Nacional de Educación, “pasar” a los estudiantes, sin importar su promedio de puntos”. ¡Qué prenda!

¿Es que se pretende, seguir cargando el camión de deficiencias en que se transporta al estudiantado dominicano? No hay que dudarlo. ¡Es lo que más se infiere!, aun se esté tratando de justificar una barbaridad así, con la crisis sanitaria que viene impactando a la población.

Es obvio que, se podrían buscar otras alternativas más apropiadas, e inteligentes, dado los “baches” de nuestro sistema educativo. Claro, fuera de la metodología virtual, que comprobado está, tampoco sirve para mucho, aunque muchos impensantes la estén defendiendo. Pero, a otra salida habría que darle mucho cráneo.

Según el señor Peña Mirabal, “que sean promovidos de curso prácticamente todos los estudiantes, aunque sus promedios estén por debajo de los 70 puntos, con la condición que estos últimos reciban un reforzamiento y una evaluación por parte de los docentes.”.  Esa condicionante final huele más a demagogia “lustrante”, que a otra cosa.

Dijo el mismo, en adición, que la propuesta está sustentada en que se ha comprobado que los docentes habrían impartido a los estudiantes el 70% del currículo, en el momento que fueron suspendidas las clases presenciales por las medidas de aislamiento dispuestas por el Gobierno”.

¿Lo creerá fructífero así, ese señor? No aprenden ellos tratando de formarles durante el año lectivo completo, y lo van a hacer con un “pedazo” nada más, afectado incluso, por la programación de dos procesos electorales en el país, aunque solo uno, se pudiera llevar a efecto.

¡Ese es otro invento politiquero más, no cabe duda, nocivo para la educación nacional!

 

Autor: Rolando Fernández

Comenta

Apple Store Google Play
Continuar