Ley sobre seguros y fianzas no protege a los asegurados en caso de responsabilidad civil

Por Felix Correa jueves 23 de noviembre, 2017

EL NUEVO DIARIO, SANTO DOMINGO.- La ley de Seguros data desde el 22 de abril del año 1955, la cual obliga a los vehículos de motor a transitar amparados con una póliza que cubra daños a la propiedad ajena, lesiones o muerte a peatones y pasajeros, riesgo a conductor y una fianza judicial.

Estas eran las coberturas que componían la otrora ley 4117 con montos de 2 mil pesos de amparo.

El 10 de mayo del 1971 se promulgó la ley de Seguro general la cual regía el negocio a través de la Superintendencia de seguros de la Republica Dominicana y las Aseguradoras.

El 11 de Septiembre del 2002 fue promulgada la actual ley 146-02, refundiendo en la misma las leyes anteriores 4117 y 126; considerando varios aspectos que eran pertinentes cambiar en dicha época.

Hasta aquí todo parece muy bien; sin embargo cuando revisamos las coberturas mínimas permitidas por la Superintendencia de Seguros y por esta presente ley en la resolución 010-02 que dicta los montos mínimos a cubrir en caso de daños, es cuando podemos observar que realmente los Asegurados no tienen protección al momento de tener que responder a una responsabilidad civil.

Los montos mínimos permitidos a cubrir por un daño a la propiedad ajena es de: daños a la propiedad ajena, 100 mil pesos, lesiones o muerte a un pasajero, 100 mil, lesiones o muertes a más de una persona, 200 mil para un vehículo liviano.

Si se trata de un vehículo de más de tres toneladas o si es un camión o una patana, podría subir la exigencia de cobertura, sin que ésta exceda los 300/300/600,000 pesos, como se leen anteriormente.

Es cierto que algunos asegurados están haciendo conciencia al momento de elegir su póliza de seguro de vehículo, lo que los lleva a comprar seguros con coberturas más elevadas que garanticen su patrimonio al momento de ocasionarle daños a los demás.

Lo más cierto es que la mayoría de los dueños de vehículos, conductores y choferes  están contratando coberturas mínimas que no representan una verdadera protección al momento de un choque.

Con el agravante de que la mayoría de las  aseguradoras no pagan la totalidad de dichas coberturas aún el daño sea igual o mayor, a menos que haya una sentencia dictada por un tribunal.

Es importante resaltar que los montos de indemnización dictados en una sentencia de la cosa irrevocablemente juzgada por un tribunal, cuando se trata de un lesionado o una persona muerta en un accidente donde usted puede ser culpable sobrepasa de los 500 mil pesos.

Esto se lee fácil, si solo tiene 100 mil pesos de cobertura y el Juez pide para el afectado 500 mil, es responsabilidad de quien provocó el daño de buscar los 400 mil para resarcir de forma completa al afectado.

El programa 60 Minutos de Seguros, el cual se transmite todos los sábados a las 2: pm, por EL Nuevo Diario TV, ha nacido para llevar todas estas informaciones a la población para que al momento de asegurarse lo haga consciente de que el seguro no es para enseñar a la policía, sino para proteger su patrimonio, porque a la hora de no tener seguro y/o tener coberturas tan mínimas, tendrán que pagar con sus bienes el excedente que no cubra la aseguradora.

Anuncios

Comenta

¡Mantente informado!

Suscríbase para recibir las noticias más importantes del país y el mundo directamente en su correo
SUSCRIBIRME
X
Apple Store Google Play
Continuar