Ley de Partidos: padrón abierto vs padrón cerrado

Por Félix Nova Hiciano viernes 29 de septiembre, 2017

Actualmente, en el Congreso de la República en la comisión bicameral que tratan la ley de partidos se estudian dos posibilidades de elección interna, de las que los congresistas deberán elegir una para que sea aplicada por los partidos en sus procesos de selección de los candidatos a la presidencia de la república; senador de la república; diputado; alcalde y regidor; lo cual tendría que implementarse de conformidad a lo que finalmente disponga la Ley.

En ese sentido, de las dos fórmulas que están sobre la mesa del debate, la primera, es la relativa a las primarias cerradas, donde solamente los militantes inscritos en cada partido político tendrán derecho –como sucede actualmente– a decidir quién se presentará ante el universo de la población votante en las elecciones nacionales.

Y, la segunda, relativa a las primarias abiertas, que permitiría a la ciudadanía en general, decidir sobre quién o quiénes deberán ser los candidatos que postulará cada partido, y que posteriormente, los representará en la disputa por el favor del pueblo en unas elecciones generales.

Dentro de varios partidos pero, principalmente dentro del PLD que es el partido oficialista y con mayoría en el Congreso Nacional hay una tendencia que favorece que las primarias se hagan el mismo día con padrón cerrado de los militantes de cada partido. Sin embargo, hay otra tendencia en ambas organizaciones políticas que se muestra a favor de que las primarias se hagan el mismo día, pero con padrón abierto.

El padrón cerrado significa un largo camino por recorrer, debiendo realizar cada partido un proceso de auditoría de su padrón interno, llamando a los miembros a reinscribirse, debiendo el mismo ser debidamente validado, lo que implica para la Junta Central Electoral un arduo trabajo, complicado y muy complejo.

El padrón abierto implicaría que las primarias se hagan con el padrón de la Junta Central Electoral, lo que permitiría que las personas voten en los centros de votaciones de sus partidos.

Hay quienes exponen que las primarias cerradas garantizan un mayor control de la membresía de cada partido. Mientras que otros expresan que dentro del universo electoral, cada quien tiene derecho a expresarse por el partido de su preferencia, y hasta se acogen a la Constitución de la República.

Si no se llegara a un consenso sobre este punto, de seguro que se impulsaría la aprobación del anteproyecto de ley, aún sin el tema de las primarias internas, dado que los demás artículos están debidamente consensuados.

Anuncios

Comenta

Apple Store Google Play
Continuar