Lecturas a resultados elecciones en la ADP

Por Juan López

El Prof. Eduardo Hidalgo, representando la corriente magisterial Eugenio María de Hostos, adscrita al PLD, ganó las pasadas elecciones en la Asociación Dominicana de Profesores (ADP) con el 47.46 % contra el 40.26 % del Prof. Juan Núñez, de la corriente Juan Pablo Duarte (PCT), la cual contó con el respaldo de otras cinco corrientes, entre las que se destacan las corrientes José Francisco Peña Gómez (PRM) y  Fuerza Magisterial (FP).

El mismo día de las elecciones, en horas de la noche del pasado 13 de octubre, (con los datos del primer boletín de la Comisión Nacional Electoral de la ADP) esos resultados obtuvieron una ”lectura política parcializada e interesada”:

Con emotivo alborozo, dirigentes peledeistas  asumieron dichos resultados como un contundente triunfo del PLD en “demostración” de que el partido estaba recuperando el respaldo popular que había perdido con las derrotas en las elecciones municipales, congresuales y presidenciales del pasado 2020.

Mientras que, apesadumbrados, dirigentes del PRM interpretaron esa derrota en la ADP como un “voto de castigo” contra los errores cometidos por el funcionariado del Ministerio de Educación (MINERD), el reciente fracaso del concurso profesoral, los cuestionamientos en torno a varias licitaciones en áreas educativas y al descontento  por desatenciones y faltas de nombramientos  de militantes del PRM y de partidos aliados.

Por importantes diferencias internas, la corriente del PRM materializó una alianza con otras cinco corrientes magisteriales, encabezada por el Prof. Juan Núñez (corriente Juan Pablo Duarte, PCT) en sustitución de la Prof. Xiomara Guante que, originalmente, aspiraba a la reelección, porque en las anteriores elecciones de la ADP, en el 2018,  había  triunfado con un 60.70 %, derrotando al mismo Prof. Eduardo Hidalgo (en pleno auge del gobierno del PLD) que apenas alcanzó un 33.07 %.

Esa lectura política interesada es tradicional en nuestro país ante resultados electorales en diferentes “frentes de masas” o  importantes organizaciones de la sociedad civil. Los intereses y disputas político-partidistas se reflejan hasta en las elecciones que realizan juntas de vecinos en determinados barrios y residenciales.

Para otra lectura más completa o general a los resultados de las elecciones de la ADP, se precisa visualizar, someramente,  el símil que existe entre la ADP y el Colegio Médico Dominicano: Frecuentes enfrentamientos contra los gobiernos mediante luchas (huelgas) para preservar y adquirir nuevas reivindicaciones.

a)- En nuestro país, ambas organizaciones han sido de las más aguerridas en confrontaciones contra los gobiernos de turno. b) Fruto de esas luchas, han obtenido importantes reivindicaciones para sus asociados;  razones por las que, tanto  los profesores como los médicos prefieren apoyar candidaturas no vinculadas con las corrientes adscritas al partido gobernante.  Le otorgan prioridad a las perspectivas de luchas para obtener más reivindicaciones.

En consecuencia, se vislumbra  que el respaldo alcanzado por la corriente magisterial adscrita al PLD que   lidera el Prof. Hidalgo (actual diputado y miembro del Comité Central del PLD) retomará luchas  contra el MINERD para obtener otras reivindicaciones, lo que tendrá incidencia directa en la cantidad y calidad de las horas-docentes en el desarrollo del año escolar.

Deseamos que en esas previsibles confrontaciones (ADP Vs. MINERD) prevalezca la sensatez, la pertinencia, el interés por aumentar  la calidad de la docencia, aprovechar mejor los cuantiosos recursos económicos que el pueblo aporta a través del 4 % del PIB para la educación preuniversitaria  y se conceda prioridad a los niños, niñas, adolescentes y jóvenes que, por  situaciones socio-económicas, son los que reciben la educación en los centros educativos públicos.  ¡Ojalá así sea, para beneficio  del país!

 

Por Juan López

Comenta

Apple Store Google Play
Continuar