Las huelgas en Francia afectarán mañana a transportes y servicios públicos

Por EFE miércoles 21 de marzo, 2018

EL NUEVO DIARIO, PARÍS.- El transporte aéreo, el ferroviario y en menor medida el urbano, así como los servicios públicos se verán afectados mañana en Francia por una jornada de huelgas y manifestaciones contra algunas de las reformas señeras del presidente Emmanuel Macron.

Todas las formaciones de izquierda, desde el Partido Socialista a la Francia Insumisa, han anunciado que estarán presentes -cada una por separado- en las cerca de 140 manifestaciones que los sindicatos han organizado por todo el país en protesta por las políticas “liberales y de austeridad” de Macron.

En cabeza de los agravios que denuncian las centrales están la reforma del estatuto de los trabajadores ferroviarios, la pérdida de poder adquisitivo de funcionarios y pensionistas, las amenazas a los servicios públicos (en parte por algunas privatizaciones anunciadas por el Gobierno) o la flexibilización del mercado laboral.

Un portavoz de la Dirección General de la Aviación Civil (DGAC) indicó que las compañías tendrán que suprimir un 30 % de su programa de vuelos en los tres grandes aeropuertos en torno a París, Charles de Gaulle, Orly y Beauvais.

El paro de los controladores aéreos, convocado por el sindicato USAC-CGT, se desarrollará entre las 05.00 y las 23.00 locales (04.00 y 22.00 GMT) y afectará de rebote a otros aeropuertos franceses, precisó el portavoz.

Aunque la elección de los vuelos que se suprimen depende de las aerolíneas, la DGAC privilegiará mantener los de largo recorrido, en detrimento de otros interiores y de vuelos europeos de corta distancia.

Air France, por boca de un portavoz, precisó que garantizarán el 100 % de las líneas intercontinentales de más de tres horas, el 75 % de los enlaces entre París Charles de Gaulle y destinos europeos o en la cuenca mediterránea y el 60 % de los vuelos interiores franceses.

La Sociedad Nacional de Ferrocarriles (SNCF) indicó en un comunicado que a causa del paro -convocado por dos sindicatos minoritarios de la empresa- sólo circularán el 40 % de los trenes de alta velocidad (TGV), el 25 % de los otros de largo recorrido, el 50 % de los regionales, el 30 % de los cercanías en París y el 75 % de los internacionales.

De los convoyes que conectan con España, hoy ya se ha suprimido el tren Madrid-Marsella, y mañana ocurrirá lo mismo con el Barcelona-Lyon, el Lyon-Barcelona y el Marsella-Madrid.

La situación se verá menos alterada en el transporte metropolitano de la capital, ya que la empresa RATP avanzó que el tráfico será “casi normal” en el metro, los tranvías y los autobuses.

En los centros escolares, el paro debería notarse en particular en la enseñanza primaria, donde podrían faltar una cuarta parte de los profesores. No se esperan alteraciones significativas en los hospitales, donde hay servicios mínimos.

Esta jornada de movilización llega después de la que el pasado día 15 sacó a la calle a miles de jubilados por la pérdida de poder adquisitivo de sus pensiones.

El pulso de la calle al Ejecutivo de Macron vivirá otro capítulo comprometido con la cadena de huelgas en la compañía estatal ferroviaria que se sucederán, a un ritmo de dos días de cada cinco, durante tres meses desde comienzos de abril a finales de junio.

 

 

Anuncios

¡Mantente informado!

Suscríbase para recibir las noticias más importantes del país y el mundo directamente en su correo
SUSCRIBIRME
X
Apple Store Google Play
Continuar