Las Estrellas Orientales vuelven a defender un título tras 51 años de sequía

Por EFE viernes 11 de octubre, 2019

EL NUEVO DIARIO, SANTO DOMINGO.- El campeonato de béisbol profesional dominicano inicia este sábado su temporada 2019-2020 con un suceso no muy usual que digamos. Las Estrellas Orientales salen al ruedo a defender el título de campeones de liga por primera vez en los últimos 51 años.

Creado en 1910 en San Pedro de Macorís (este), el equipo verde debió esperar más de medio siglo para alcanzar su cuarta corona tras tormentosas décadas de frustraciones y todo tipo de burlas de aficionados contrarios.

El mánager Fernando Tatis expresó el primer día de entrenamientos que en su novena aún se respira el “perfume de campeón”.

Las Estrellas se hicieron con los servicios del veterano jugador del cuadro Anderson Hernández, quien por 15 años fue una de las figuras de los Tigres del Licey, equipo capitalino que le dejó libre a finales de agosto.

Hernández se unirá al también experimentado jardinero Junior Lake y a jóvenes como Cristian Pache, Lewin Díaz o Sócrates Brito y, en algún momento de la temporada, se producirá la incorporación del sensacional novato Fernando Tatis Jr., quien al momento de lesionarse con los Padres de San Diego en la Gran Carpa, cumplía una formidable temporada.

Con refuerzos como el conocido lanzador estadounidense Evan MacLane y el cubano Odrisamer Despaigne, las Estrellas iniciarán su defensa del campeonato cuando reciban en el parque Tetelo Vargas a sus rivales zonales y subcampeones, los Toros del Este.

El equipo ‘taurino’, por su lado, contrató como dirigente al puertorriqueño Lino Rivera, quien ya anunció que el veterano zurdo cubano Raúl Valdez será el abridor del primer día contra los “paquidermos”.

Rivera, campeón con las Águilas Cibaeñas en 2017-2018, se apoyará en los jardineros Rubén Sosa, Dairon Blanco y Jordany Valdespín, mientras en el cuadro interior estará el primer base y designado Yamaico Navarro, proveniente del Licey, el estadounidense Peter O’Brien y los locales Jorge Mateo y Eguy Rosario.

El conjunto, con sede en La Romana (este), compartirá la receptoría con Jhon Núñez y el refuerzo Jeff Brantly, a quienes se incorporará el boricua Michael Pérez, que jugó para los Rays de Tampa en la postemporada de las Grandes Ligas.

Los Tigres, el equipo con más títulos (22) en la liga dominicana, afincará sus posibilidades en el extoletero de Las Mayores Hanley Ramírez, quien ha prometido integrarse en noviembre venidero, además de Arístides Aquino y Marco Hernández y el receptor boricua Brian Navarreto.

El dirigente puertorriqueño Pedro López cuenta con los lanzadores estadounidenses Foster Griffin y Tylerz Suber, el cubano Vladimir Gutiérrez, el colombiano Tayron Guerrero y los dominicanos Sandro Cabrera, Ofreidy Gómez, David Paulino, Héctor Pérez y Emmanuel Ramírez.

En tanto, las Águilas Cibaeñas, con sede en Santiago (norte), tienen en plantilla a los abridores Richelson Peña, el veterano cubano Yunesky Maya y los estadounidenses Cody Poteet y Luke Westphal.

A la ofensiva dispondrán de Francisco Peña, Wilín Rosario y Deivy Grullón, además de los refuerzos Edmundo Sosa, de Panamá, y los norteamericanos John Nogowaki, Domonic Brown y Jacob Robson. La tropa estará bajo el mando del venezolano Omar López.

Los Leones del Escogido, que abrirán la temporada contra sus “eternos rivales” Tigres en el estadio Quisqueya de Santo Domingo, contrataron al estadounidense Jayce Tingler como su mánager luego de varios años consecutivos bajo el mando de dirigentes dominicanos.

El conjunto rojo resguardará su ofensiva y defensa con el receptor Julio Rodríguez y los jugadores del cuadro Randy César, Eliezer Álvarez, Iván Castillo, Aderlin Rodríguez, Willi Castro, Jeison Guzmán, Oneil Cruz y Joe Dunand.

También estarán los veteranos César Puello, Wilkin Castillo, Miguel Gómez, Jimmy Paredes y Charlie Valerio. Entre los lanzadores hay que contar con Franki Montás, Erny Romero y los refuerzos Michael Peoples, David Kubiak, John Anderson y Austin Bibens.

Los Gigantes del Cibao, de San Francisco de Macorís (nordeste), contarán desde el inicio de la temporada con un jugador de lujo, el parador en corto Wagner Franco, de solo 18 años, considerado el principal prospecto del béisbol de las Grandes Ligas.

“Mi sueño era poder jugar en mi país, de verdad no sabía con quién lo sería, pero me siento muy feliz de haber sido escogido por esta organización y ser un ‘Gigante'”, dijo el cotizado jugador la semana pasada.

A Franco se unirán Kelvin Gutiérrez, Andretty Cordero, y los experimentados Moisés Sierra, Rosell Herrera, Abiatal Avelino, Ramón Torres y Rafael Bautista.

Tras concluir la serie regular de 50 partidos, los cuatro equipos con mejores récords pasarán a disputar una serie semifinal de 18 encuentros, todos contra todos, para que luego los dos mejores equipos compitan por el título a un máximo de nueve choques.

Anuncios