Las elecciones en la UASD y la fecha de hoy

Por Francisco Rafael Guzmán

Hoy es 14 de junio, fecha en que llegaron por Constanza los héroes de una gran epopeya que marcó el inicio del fin de la dictadura de Trujillo, mientras que mañana 15 de junio son las elecciones para elegir rector en la UASD. Es oportuno hacer un llamado a los profesores que pueden estar creyendo en que el voto por uno u otro candidato daría lo mismo, en el caso de la rectoría. Bueno, si no fueran dos candidatos y dos equipos tan diferentes, los cuales presentan  unos perfiles tan diferentes el uno del otro, lo cual se ha ido haciendo notorio en el decurso del periodo de campaña, en los eventos y escenarios. Hoy quien escribe no tiene ninguna duda de que no daría lo mismo, pero tan poco en los casos de las vicerrectorías daría lo mismo.

 

En el caso de la rectoría, como se sabe  los candidatos son Jorge Salomón Asjana David y Editrudis Beltrán, ambos son dos candidatos con perfiles muy diferentes, el primero presenta el perfil de muy académico con mucha formación  y el segundo no presenta ese perfil y si en cambio presenta el perfil de un líder clientelar. Asjana presenta el perfil de no estar muy atado a una estructura partidaria específica y de ser conciliador y en cambio Beltrán presenta el perfil de una atadura muy grande al Partido Revolucionario Moderno. Asjana presenta el perfil del académico que enarbola los valores uasdianos, la historia del Movimiento Renovador y Beltrán presenta una imagen del que no hace referencia a esos valores. En fin, mientras Asjana cree y manifiesta el apego a la institucionalidad en la UASD, Beltrán no expresa tener apego a las normas institucionales en la Primada de América. Mientras Asjana se presenta  como el candidato que cree en la razón, viendo a la UASD como un centro de vida espiritual como originalmente decía el coro que interpreta el himno de Nuestra Academia pero lo cambiaron y ahora dice de vida intelectual, Editrudis parece creer en la fuerza y no en la razón, en poder fáctico y no en el consenso.

 

Hoy 14 de junio, cuando hace 63 anís de que los patriotas de 1959 vinieron con un programa mínimo de liberación nacional, con la intención de poner fin a una larga e ignominiosa noche de casi tres décadas de oscurantismo y que muchos de ellos estaban casi seguros que era a inmolarse, es justo que el profesorado reflexione sobre toda la sangre que se ha derramado por la UASD, por una sociedad justa. Ella es una universidad pluralista, popular, pública, autónoma y abierta a todas las clases sociales, siendo un producto de La Guerra de Abril, como reducto democrático heredado de los resultados del pacto social que puso fin a esa guerra patria, mientras fuimos gobernados por un régimen factual marcado por un despotismo paternalista de corte bonapartista. Con ese régimen factual, el de Joaquín Amparo Balaguer Ricardo, no vivíamos en una democracia liberal si no en una simulación de democracia e incluso hoy no vivimos en una verdadera democracia, porque no podemos llevarnos de quienes controlan el poder político e imponen un discurso.

 

En fin, a la hora de hablar de democracia auténtica, a la que aspiraban la mayoría de los héroes del 14 de Junio de 1959, no podemos pensar en que se trata de la democracia que se nos quiere vender a través del discurso dominante, una democracia que no supera las grandes desigualdades sociales, si no por el contrario ella es un orden (aparente) que propicia a la largo el caos y una entropía de los procesos sociales porque da pábulo a la reproducción ampliada de las grandes desigualdades. La UASD ha contribuido con la reducción en pequeña escala de las desigualdades en el decurso de la historia a partir del Movimiento Renovador, como una réplica en miniatura de lo que es un Estado o  sociedad política y contribuyendo con la formación de profesionales que laboran en el gobierno central (Estado), entre otras cosas, en la ejecución de las decisiones políticas públicas y en los servicios. Desde aquel tiempo, la UASD ha sabido ser ejemplo de democracia auténtica, sobre todo hasta mediados de los años 80, pero la escuela de democracia ha sabido ser la UASD se ha mediatizado como consecuencia de las precariedades impuestas por Estado neoliberal desde esa fecha, pero sobre todo desde finales de los 90.

 

Sin embargo, la democracia no ha perecido y por ello en las mayorías de los periodos de las diferentes rectorías resplandece la transparencia, la pulcritud y la corrupción es perseguida y sancionada, como en ninguna otra entidad del Estado a lo largo de su historia desde el Movimiento Renovador. Creo que si el profesorado de la UASD no se equivoca y vota por el candidato que más le conviene a la UASD, estarían dadas las condiciones para que la Primada de América vuelva a tener un Consejo Universitario más democrático, donde sus miembros sepan discernir, sirviendo esto del mejor ejemplo para el manejo del Estado dominicano.

 

Uasdianos (a) activo (a), profesor o profesora meritísimo (a), en honor a la memoria de los héroes de junio de 1959, Manolo, Las Hermanas Mirabal, Caamaño, Amín, Amelia Ricart y otros tantos que dieron sus vidas por una sociedad más justa y por la UASD, no vote por otro candidato a rector que no sea Asjana y vota por los vicerrectores de su equipo.

 

Termino con las letras del himno en homenaje a los héroes del 14 de junio de 1959.

Himno del Movimiento Revolucionario 14 de Junio (1J4)

Llegaron llenos de patriotismo,
enamorados de un puro ideal
Y con su sangre noble encendieron
la llama augusta de la libertad.

Su sacrificio que Dios bendijo
la Patria entera, glorificará

Como homenaje, a los valientes
que allí cayeron por la libertad.

14 de junio, gloriosa gesta nacional.
Tus mártires están en el alma popular
Hermanas Mirabal, heroínas sin igual
Tu grito vibrante, es el alma de la Patria inmortal.

LLegaron llenos de patriotismo,
enamorados de un puro ideal
Y con su sangre noble encendieron
la llama augusta de la libertad

Su sacrificio que Dios bendijo
la Patria entera, glorificará

Como homenaje, a los valientes
que allí cayeron por la libertad.

Quiero dedicar este artículo a la Doctora Doña Emma Polanco, por el gran legado que deja y sabemos que Asjana y su equipo son los mejores llamados a recoger ese legado. De aquí hacia delante y ni un paso atrás; hay un antes y un después.

 

Por Francisco Rafael Guzmán F.

Comenta

Apple Store Google Play
Continuar