La Virtud del Cambio

Por Zoilo Taveras domingo 12 de enero, 2020

ARTÍCULOS ANTERIORES

Zoilo Taveras Zoilo Taveras

La libertad política es la condición
previa del desarrollo económico y
del cambio social.
(John Fitzgerald Kennedy)

Vivimos en un país donde la política incide directamente sobre todos y cada uno de los aspectos de la cotidianidad. Los ideales de nuestros patricios y la trayectoria social, económica y política crearon con el paso del tiempo una amalgama de un brillo inalienable.Brillo que ha fundamentado nuestra forma de gobierno. Nuestros gobernantes en consecuencia, han sido los actores y autores de nuestro proceder, algunos por supuesto con sus luces, algunos con sus sombras. Y todo, desde la anexión de Pedro Santana hasta el neo caudillismo gobernante forman parte de ese sincretismo social y político que nos estigmatiza.

Cada gestor de esta inverosímil historia traza las pautas en miras a gobernar con igualdad, integridad y equidad mas sin embargo cada uno de ellos ha incidido en el porvenir o el atraso de nuestra gran nación.
Es triste ver como el pueblo dominicano bienalmente deposita sus sueños y sus esperanzas en figuras políticas del escenario. Y mas triste es aun ver esas esperanzas embargadas por la desilusión y el desencanto. Un pueblo que como una historia de dibujos animados puede ver una sociedad hermana, buena y trabajadora se desmedra ante la vista de todos. Cuando crece la inseguridad y el desempleo, cuando vemos nuestro peso dominicano valiendo cada vez menos en los supermercados. Pero muy sobre todo cuando somos testigos de una clase política que no da respuesta a los problemas que nos atañen como el narcotráfico, la corrupción y el clientelismo político.

Es un sentimiento que viaja por el corazón todos los sectores de nuestra sociedad en mayor o menor medida, desde el humilde trabajador del campo hasta el empresario que despierta cada mañana, generador de riquezas legitimas

cuando abre las puertas de su negocio a sus empleados y clientes. Es una tristeza ver que nadie tiene la posibilidad de ver sus aportes al estado retribuidos en bienestar, en estabilidad y en desarrollo.

Y lo mas desesperanzador de todo es ver como la clase política emergente asume las funciones publicas para terminar siendo cada vez mas ricos. Es una teoría que tengo cuando digo que estamos en la presencia de gobernantes que no están vinculados con las clases pensantes, que hemos tenido la oportunidad de expandir nuestros horizontes, ver y estudiar otras culturas y naciones. Es como si estuviéramos llenando nuestras arcas de un “machepismo político y social” que por desatinadas que fueran sus oportunidades, no representan los valores e ideales que sentimos ser.

Pero por otro lado me llena de mucha satisfacción saber que nuestro pueblo entiende estas cosas y las conoce, y tengo la firme convicción que cada vez menos nos vamos a dejar engañar por los que dicen ser nuestros lideres.

Me llena de beneplácito andar por nuestras calles y escuchar el sentir de mis conciudadanos abogando por un cambio. Entender que no estamos solos y que estamos convencidos de lo que somos y lo que queremos.

Hay que ser coherentes con el pensamiento, con los ideales y debemos encauzar nuestra energías y nuestras virtudes a aspirar por gobernantes que nos hagan sentir representados. Gobernantes que por su calidad humana, formación familiar y su preparación representen los verdaderos intereses de nuestra república.

Un gran líder de masas dijo una vez. ”La libertad política es la condición previa del desarrollo económico y del cambio social.” Y no podría estar mas de acuerdo con el. Pues bajo el sistema político que hemos elegido la mejor forma de crear condiciones favorables es generando el cambio político con miras a lograr el desarrollo económico.

Vamos a darnos un tiempo para evaluar los orígenes de nuestros lideres, de lo que han sido, y de lo que pueden llegar a ser. Con la vida he aprendido que hablar bonito es importante pero con la sinceridad que me es característica prefiero que en política al igual que en todos los ámbitos que me ha tocado incursionar me hablen claro, la transparencia y la honestidad son los únicos factores que nos permiten poder hablar en voz alta y con nuestra frente en alto.

Por lo que esta convicción me lleva a tener fe, en que podemos continuar sobre aguas turbias, pues existen caminos que en la actualidad no conllevan a un cambio, embarcaciones que aunque cambiemos el capitán seguirán siendo un grupo de rufianes marineros que solo velan por su botín.

Y esa fe me lleva a pensar que hay que ver un mejor futuro como algo tangible. Y entender que nuestros gestores deben ser vislumbrados como los grandes autores de la música y el arte como Mozart, Beethoven, Gauss, Puccini, Van Gogh quienes nunca alcanzaron a ver la magistral belleza de sus obras hasta mucho después que dejaron nuestra tierra. Y cuando el mundo alcanzo a entender la belleza de su música y su arte.

Adelante Dominicanos, a paso de vencedores.! como decreto por mucho tiempo el abanderado de mis ideales políticos. Es que no hay otra mejor forma de aspirar el cambio sintiendo la fortaleza de sentirnos vencedores. La patria lo reclama.

Comenta