La ONU celebra el avance de derechos indígenas con Morales como protagonista

Por El Nuevo Diario martes 25 de abril, 2017

EL NUEVO DIARIO, NACIONES UNIDAS.- La ONU conmemoró hoy el décimo aniversario de su Declaración sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas con el presidente boliviano, Evo Morales, como gran protagonista y símbolo de los avances logrados por estas comunidades.

Morales, de la etnia aimara y primer presidente indígena de Bolivia, fue el encargado de pronunciar el discurso central de la celebración ante la Asamblea General de Naciones Unidas.

En él, el líder boliviano hizo un llamamiento a todos los pueblos indígenas del mundo a combatir el capitalismo, el colonialismo y el imperialismo y a trabajar por un nuevo orden mundial.

"Producto del imperialismo, capitalismo y neocolonialismo, el mundo está atravesando una serie de crisis que no son crisis coyunturales, son crisis del sistema", denunció Morales, que iba a ofrecer también en una rueda de prensa en la sede de la ONU pero que se canceló a última hora.

Morales vinculó las políticas de Estados Unidos y otras potencias a las guerras, a las desigualdades y a los daños al medioambiente, al tiempo que apostó por la lucha de los pueblos indígenas como una respuesta al actual sistema.

"Nuestros pueblos y naciones indígenas son la reserva moral de la humanidad", defendió, urgiendo a estas comunidades a movilizarse y resistir.

Morales planteó ante los países de la ONU un decálogo para lograr un mundo mejor, en el que defendió entre otras cosas la necesidad de defender "los derechos de la Madre Tierra", de proteger el derecho de los pueblos a la paz, la soberanía y la autodeterminación y de rechazar cualquier uso de la fuerza.

También insistió en la importancia de combatir la discriminación, el "neocolonialismo cultural y tecnológico" o de impulsar un "nuevo orden económico mundial", en el que las relaciones económicas se basen en "la complementariedad y la solidaridad, no en el lucro y la explotación".

A lo largo de su intervención, de alrededor de media hora, Morales se mostró muy crítico con Estados Unidos y otras potencias y, en una aparente referencia a las políticas de Donald Trump, lamentó que "desde el Imperio se intenta construir muros, militarizar fronteras o encerrar a refugiados".

"Quienes invaden, imponen fronteras. Quienes colonizan, construyen muros", denunció Morales, que recordó la historia de resistencia de los pueblos indígenas ante las "invasiones y saqueos".

Además, respaldó la reclamación de reparaciones para África por la esclavitud y situó entre las luchas "más apremiantes" del planeta cuestiones como la paz en Siria y Colombia, la "liberación de Palestina", el fin del embargo económico contra Cuba o las Malvinas para Argentina.

En esa lista señaló además la importancia de "rechazar el golpe de Estado en Venezuela", de que se devuelva Guantánamo a Cuba y de que Bolivia obtenga una salida al mar.

Naciones Unidas destacó hoy la relevancia de la Declaración sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas y los avances logrados desde su aprobación en 2007.

Al mismo tiempo, responsables de la organización dejaron claro que queda mucho por hacer y que las comunidades indígenas siguen siendo víctimas de discriminación en una mayoría de países.

"La Declaración, no hay duda, ha sido una herramienta para el empoderamiento de los pueblos indígenas. Los pueblos indígenas se están organizando y equipando mejor en sus esfuerzos para reclamar sus derechos", señaló la relatora especial para los Derechos Indígenas, Victoria Tauli-Corpuz.

Ese progreso, sin embargo, está siendo lento entre otras cosas por obstáculos a la causa indígena y la "criminalización" de muchos activistas y organizaciones, añadió.

La ONU abrió este lunes la decimosexta sesión de su Foro Indígena, que se prolongará hasta el próximo 5 de mayo y contará con la participación de unos mil representantes de comunidades de todo el mundo.