La hora de decidir

Por Maximo Sanchez sábado 4 de julio, 2020

República Dominicana en su renacer a la democracia, después de la muerte de Rafael L. Trujillo Molinas, solo registra un proceso electoral tan accidentado como el presente; nos referimos a las elecciones generales de 1966, en las cuales el Profesor Bosch accedió a participar con unas condiciones precarias e inusuales dentro del proceder democrático.

Su razón para acudir al matadero electoral que le habían preparado, era patriótica y fácil de entender para cualquier dominicano que tuviera alguna devoción o amor por La Patria. Al aceptar aquellas desiguales condiciones de competencia, Don Juan trataba de que se cumplieran las condiciones para la salida de las tropas de intervención que en ese momento ocupaban el país.

 La Organización de Estados Americanos apadrinó el engendro de la violación de un Estado soberano, donde mínimas representaciones de gobiernos dictatoriales latinoamericanos llegaron a legalizar el desembarco de 42 mil tropas del Imperio más poderoso del mundo; ya hoy, en la era de la post verdad, a la OEA no le importa emitir una resolución de disculpa por el error histórico cometido en 1965.

En este certamen a que nos avocamos, los condicionantes nacionales e internacionales son diferentes; y los actores políticos internos, también son diferentes; aunque todos están motivados por los mismos móviles políticos, la conservación y la consecución del poder del Estado.

En esta ocasión los discípulos de Juan Bosch, lo reivindican desde diferentes litorales. Claro está, cualquier observación crítica puede hacer una distinción precisa entre la sinceridad, y el teatro hipócrita y mercantilista que busca mantener las ventajas mercuriales. Por esta razón, quienes asumimos el boschismo como faro de nuestros principios, tenemos la obligación ciudadana de tomar partido, y así lo hacemos.

Hoy, 4 de julio del 2020, antes de que los hechos se consumen, y sin importar los resultados del esperado evento electoral, es para nosotros históricamente imperante, hacer la siguiente declaración: En lo adelante suscribimos, como lo hemos venido haciendo, el liderazgo indoblegable del Dr. Leonel Fernández Reyna.

Por el respeto a la Constitución, Leonel Fernández; por la institucionalidad y la unidad de la familia dominicana, Leonel Fernández; por un liderazgo responsable para la era del conocimiento, Leonel Fernandez; para salir de la crisis mundial, Leonel Fernández de vuelta al poder este 5 de julio.

Comenta

Apple Store Google Play
Continuar