La formación inicial como pilar de la enseñanza

Por Noel R. Báez Paredes

La sociedad con el devenir de los tiempos ha buscado formas de eficientizar la formación inicial mediante la exigencia y fortalecimiento del cuerpo docente a nivel de la formación. En los últimos años hemos denotado una amplia formación curricular más sin embargo el nivel de la formación deja que desear al momento de que dicho profesional con amplia formación curricular tiene que enfrentar el día a día laboral, esto puede enfocarse en distintos factores, tales como el nivel del docente que tiene la responsabilidad de la formación, así como los mecanismos de control por parte de los recintos para constatar el nivel pedagógico del cuerpo docente.

La educación inicial en el hogar es el pilar de la enseñanza, ejecutar una formación básica basada en valores es lo que permitirá fortalecer las competencias de los futuros profesionales enfocadas en aspectos éticos, íntegros y humanos, al momento de lograr desde la formación inicial estos pilares, logramos orientar a los futuros profesionales, generando un clima de trabajo y fortaleza. Indistintamente, es vital que ese núcleo docente este fortalecido, lograr que los universitarios salientes puedan afrontar el reto laboral con competencias reales y no solo con pergaminos de formación, claro está esa formación es necesaria, pero debe de ser bien impartida pues sino estaremos formando profesionales de títulos, pero sin las competencias para lograr un ejercicio laboral de primer nivel.

En los últimos tiempos, hemos encontrado una gran cantidad de nuevos profesionales que, al momento de concluir su formación universitaria de grado, sin haber ejercido la rama de su carrera sobre la que le gustaría ejercer alguna especialidad, a los fines de lograr cubrir la competitividad del mercado laboral se lanzan a ingresar a una especialidad o maestría no obstante no tener clara la línea de acción que se ajuste a sus competencias o intereses.

Es de vital importancia, lograr generar conciencia en los distintos sectores que intervienen en la formación en el trayecto de la vida, iniciando por el núcleo familiar, la educación básica, media, técnica, universitaria entre otras, a los fines de lograr que cada nivel realice su trabajo de la manera más diáfana y correcta acorde a las nuevas necesidades de esta creciente sociedad.

 

Noel R. Báez Paredes

Docente/Consultor Jurídico

 

 

Comenta