La economía, la política y el puntaje electoral

Por Víctor Manuel Peña lunes 12 de septiembre, 2022

En la historia de la ciencia política se mantiene la tradición que según va la economía va la política: si a la economía le va bien a la política le va bien o mejor; en caso contrario, a la política le va mal o peor.

La pandemia del coronavirus tumbó la economía provocando una gigantesca recesión en el mundo y esto tuvo sus efectos sobre la política.

Sin embargo, hubo una contradicción: el Estado, y no el mercado, tuvo que asumir el protagonismo para poder salir de la recesión aguda de aquellos años.

El asunto se complicó con el manejo operativo de la economía dado que los gobiernos no estaban preparados ni para la planificación ni para la no improvisación, es decir, no estaban preparados para la gestión operativa de la economía en medio de la gran crisis creada por la pandemia.

Y esa grosera improvisación y no planificación disparó las alarmas de la economía: la inflación, la depreciación de la moneda, el coste de la vida, la inseguridad alimentaria, los apagones y la inseguridad energética, se tomaron medidas en contra de la autosuficiencia alimentaria fijando arancel cero para las importaciones de productos terminados, inseguridad pública y ciudadana, etc., etc.

El arancel cero debió haberse puesto a las materias y a los bienes intermedios en sentido general.

Es decir, se tomaron medidas en dirección contraria a una situación de grave crisis de la economía.

Por esas razones los empleos perdidos en medio de la pandemia no han podido recuperarse y se está desarrollando una tendencia en la economía que puede afectar seriamente la expansión de la producción por el lado del crédito.

Eso significa que la gruesa inflación internacional o externa que nos viene de la guerra rusa sobre Ucrania se ha visto agravada.

Esa situación de improvisación y de notable falta de planificación ha acrecentado el ambiente total de inseguridad pública y ciudadana, ambiente en que el órgano de la Policía Nacional pretende ser convertido en un órgano privado vía el fideicomiso que se pretende implementar para supuestamente transformar este órgano que es totalmente público de acuerdo a la Constitución nuestra.

El puntaje electoral, dado el desastre económico, social y político, medido por las encuestas, no favorece al gobierno en el poder.

Todo indica que el puntaje electoral favorece al Partido fuerza del Pueblo, cuyo líder es Leonel Fernández, seguro candidato presidencial en las elecciones presidenciales del 2024.

Los cambios o los no cambios, producto de la desesperación, en la dirección política del PRM amplían grandemente el puntaje electoral a favor de la Fuerza del Pueblo y de Leonel en las elecciones del 2024.

E´pa´ fuera que van en el 2024 por decisión inquebrantable del pueblo dominicano.

Leonel Fernández, nuevo presidente de la República Dominicana, por decisión soberana del pueblo dominicano a partir del 16 de mayo de 2024.

Por Dr. Víctor Manuel Peña

Comenta