La alemana Krause bate récord 2,000 metros con obstáculos

Por EFE domingo 1 de septiembre, 2019

EL NUEVO DIARIO,  BERLÍN.- La alemana Gesa Felicitas Krause rompió hoy la reunión de Berlín al batir el récord del mundo de los 2.000 metros con obstáculos con un registro de 5:52; 80 con lo que crea expectativa de cara a los Mundiales de Doha, donde competirá en los 3.000 metros, distancia en la que es vigente campeona europea.

El récord de Krause, que acaba con la marca establecida por la keniana Virginia Nganga (6:02.16) en 2015 en esta misma pista, fue el punto culminante de una jornada más bien pálida, al margen de algunos duelos emocionantes.

Está claro que la reunión de Berlín ya no es lo que era antes, cuando formaba parte de la desaparecida Liga de Oro, pese al carácter emblemático de la pista azul del Estadio Olímpico, donde hace 10 años Usain Bolt pulverizó el récord mundial de los 100 metros, con un registro que sigue vigente.

Los 2.000 metros con obstáculos estaban en el programa ya como punto culminante, debido al carácter que tiene Krause de ídolo local, pero en la previa no había nada que hiciera pensar que la alemana fuera atacar el récord del mundo de la distancia,

Al final, la carrera, además del récord, tuvo la firma de Krause que ganó como suele ganar, superando a su rival en la última curva, impulsándose sobre el obstáculo anterior al foso de agua pera luego rematar en la recta final.

La carrera fue rápida desde el comienzo, gracias a un excelente trabajo de las liebres que fueron marcando un tiempo que ya se acercaba desde la primera vuelta al menos a la mejor marca de la temporada.

En la primera vuelta se produjo un corte, tras un atasco en un obstáculo, que dejó a un pequeño grupo de atletas, entre ellas Krause, en la parte de adelante.

Tras la última liebre quedaron adelante Winfied Mutile Yavi (Bahrein), en cabeza, seguida de cerca por Krause y un poco más atrás por la albanesa Luiza Gega.

Yavi aceleró en la última vuelta, Krause la siguió, Gega se quedó atrás y, en la curva final, las dos atletas pisaron al tiempo el obstáculo anterior al foso del que Krause salió en punta para rematar la carrera con un sprint en la recta final que terminó dándole el récord del mundo a la vigente campeona de Europa de los 3.000 metros con obstáculos.

Para Krause, el objetivo ahora, de cara a los Mundiales de Doha, es llevar el rendimiento de los 2.000 metros a los 3.000 aunque la atleta trata de restarle hierro a las expectativas.

“Ahora de lo que se trata es de seguir en forma, de mantener la salud y de evitar lesiones para seguir compitiendo y avanzando paso a paso”, dijo la atleta.

Antes, la carrera más emocionante habían sido los 5.000 metros de las damas, en los que a la postre se impuso la keniana Daisy Jeokemei, con un tiempo de 14:51,72, derrotando en el sprint final a su compatriota Nohra Cheruto.

Por detrás de ellas, y completando el pleno keniano, llegó Eva Cherono, que había perdido la estela de sus compatriotas en la última vuelta.

La carrera se corrió a un ritmo parejo, con un buen trabajo de las liebres que tenían como misión hacer 3 minutos por kilómetro, de cara a un tiempo final en torno a los 15 minutos.

Para Jepkemei su tiempo de Berlín es su mejor marca personal en la distancia

En 1.500 metros de hombre en un remate increíble el estadounidense Joshua Thompson con un tiempo de 3:35,01, mejor marca personal. En los últimos cincuenta metros Thompson rebasó al indio Jinson Johnson, que logró un récord nacional con 3:35,24, y al keniano Cornelius Tuwei, que terminó con 3:35,34.

De resto, en la mayoría de las competiciones hubo registros más bien discretos aunque en el salto de altura el alemán Mateusz Przybilko, que ganó la competición con 2:30, intentó ponerse al frente del escalafón mundial al ponerse el listón en 2:34 y fallar en los tres intentos.

En la última competición de la tarde, un 4×100 de mujeres, el cuarteto alemán formado, capitaneado por Gina Lückenkemper, se puso a la cabeza del escalafón mundial con 41,67.

 

Anuncios
Apple Store Google Play
Continuar