Implicados en asesinato de canadiense habían cometido varios delitos en Puerto Plata

Por Antonio Heredia sábado 18 de mayo, 2019

EL NUEVO DIARIO, PUERTO PLATA.- La Policía Nacional dijo que  dos hombres apresados a mediados de semana en relación con la muerte de un canadiense durante un asalto en Sosúa, son “peligrosos antisociales”, que eran activamente buscados por la comisión de varios delitos en esta jurisdicción.

Se trata de Delvis Antonio Ovalle Mercedes, de 27 años, y Juan Eduardo Ulloa (Florimón), de 35 años de edad, acusados de ser los autores materiales del asesinato del canadiense Jason Thomas McGwire de 44 años, durante un asalto perpetrado en la residencia de la víctima el miércoles 24 del pasado mes de abril.

El director regional Norte de la Policía Nacional en Puerto Plata, coronel Mariano De Jesús Cabrera Almánzar, reveló que en los archivos de esa institución, ambos tienen varios registros de acciones delincuenciales cometidas por separado en esta localidad atlántica.

Según informó el comandante policial local, Delvis Antonio Ovalle Mercedes, además de matar de un tiro en la cara al canadiense en Sosúa, está acusado de haber cometido otros delitos, como fue inyectarle una sustancia somnolienta dos  personas para despojarlas de dos cadenas de oro de 18 quilates.

Acusados. (Foto: Fuente externa)

La acción perpetrada por Ovalle Mercedes, tuvo lugar en horas de la mañana del miércoles 2 de enero de ese  año, tras atacar con una jeringa a sus víctimas cuando caminaban por la Avenida Manolo Tavárez Justo, próximo al Asilo de Ancianos del sector Las Flores y tras cometer el hecho emprendió la huida a bordo de una motocicleta.

El acusado, residente en el sector Hermano Pablo (Los Sufridos), fue capturado en La Barquita del municipio Santo Domingo Norte, el pasado lunes 7 de enero. También hirió de un balazo en el abdomen al empleado privado Domingo Cruz de 47 años de edad, por este reusarse a entregarle sus pertenencias mediante un atraco a mano armada, según la Policía.

En tanto que su cómplice Juan Eduardo Ulloa (Florimón), quien fue capturado en la comunidad Carbonera de la provincia Dajabón, también estaba siendo buscado por la comisión  de robos agravados en contra de la propiedad privada, entre otros delitos.

Ulloa está acusado de violentar el protector de hierro de una ventana corrediza en una residencia, de donde habría robado la pistola marca Smith Wesson calibre 9 milímetros,  serie número VYV6361, con su cargador, además de un par de perfumes, tres relojes de la marca Náutica y un anillo de oro.

Anuncios
Apple Store Google Play
Continuar