Hong Kong niega que agentes chinos “secuestraran” a millonario desaparecido

Por El Nuevo Diario Sábado 4 de Febrero, 2017

EL NUEVO DIARIO, PEKIN.- La policía de Hong Kong descartó hoy que agentes chinos se llevaran a la fuerza de la isla al empresario Xiao Jianhua, que desapareció hace una semana tras ser visto por última vez en un hotel de lujo de Hong Kong y se teme que esté detenido en China.

En una entrevista publicada hoy por la Radiotelevisión de Hong Kong (RTHK), el comisario Stephen Lo asegura que "no hay ningún signo" de que fuerzas del orden chinas se llevaran a Xiao de manera forzosa, como ocurrió este último año con varias personas que trabajaban en librerías y editoriales especializadas en libros críticos con el régimen comunista.

Xiao, de 46 años y quien ocupó el puesto 32 de la lista Hurun de los hombres más ricos de China en 2016, es el fundador de Tomorrow Group -un conglomerado de negocios en tecnología, finanzas o energía- y tiene numerosos lazos con algunas de las familias más poderosas del país.

El comisario Lo explicó que se están estudiando todas las hipótesis y de momento la policía hongkonesa ha confirmado que Xiao cruzó la frontera para pasar de Hong Kong al continente chino.

Al parecer, las cámaras en los exteriores del hotel donde se encontraba Xiao grabaron cómo dos coches recogieron al empresario y a sus dos guardias de seguridad en la víspera del Año Nuevo chino, y doce horas después cruzaron la frontera, publica el diario hongkonés South China Morning Post (SCMP).

El comisario explicó a la RTHK que están investigando lo ocurrido en ese lapso de tiempo y confirmó que han pedido explicaciones a la policía china sobre el paradero de Xiao, si bien de momento el Gobierno chino ha declinado hacer comentarios sobre el asunto.

Según las últimas informaciones del SCMP, el empresario se encuentra "ayudando en una investigación" sobre sobornos a familiares de líderes chinos, en el marco de la campaña anticorrupción del presidente Xi Jinping, y sobre la posible manipulación del mercado bursátil.

En base a múltiples fuentes anónimas, el diario asegura que Xiao está en contacto con su familia y controlando sus negocios, y que se trasladó al continente chino por su propia voluntad a diferencia del caso de los libreros.

La mujer de Xiao fue quien denunció su desaparición a la policía pero el comisario aclaró que ha retirado la denuncia, ya que supuestamente recibió una llamada de Xiao en la que éste aseguraba que estaba bien.

Esta semana, el periódico local Ming Pao publicó un comunicado bajo el nombre de Xiao en el que denegaba que el magnate hubiera sido "capturado" y llevado al continente chino.

En esta publicación se explicaba que el empresario estaba recibiendo "tratamiento" en el extranjero y que hablaría a la prensa "muy pronto", una vez que hubiera finalizado.

El caso ha generado preocupación en Hong Kong, pues sus habitantes temen que se estén vulnerando sus derechos.

La desaparición de Xiao se produce aproximadamente un año después de que cinco trabajadores de librerías y editoriales hongkonesas que vendían o publicaban libros sobre el Gobierno de Pekín fueran detenidas en Hong Kong por agentes chinos y llevadas al continente.

Aquel turbio caso provocó numerosas críticas sobre la intervención de las autoridades chinas en Hong Kong, un territorio con mayores libertades donde no tienen jurisdicción.