Hollande pide al Reino Unido que acoja a los menores inmigrantes con familia

Por EFE martes 21 de febrero, 2017

EL NUEVO DIARIO, París, 21 feb (EFE).- El presidente francés, François Hollande, instó hoy al Reino Unido a respetar los acuerdos entre los dos países y acoger a los inmigrantes menores aislados que están en Francia pero que tienen familia en suelo británico, donde se los espera.

"Pido al Reino Unido que asuma sus responsabilidades con los adolescentes que están en Francia y tienen familia en el Reino Unido", señaló Hollande durante el discurso de apertura de una conferencia en París, organizada con la Unicef, para la protección de los "niños de la guerra".

El jefe del Estado francés intervino así en este contencioso que lleva meses enfrentando a París con Londres: "tenemos un acuerdo con este país vecino y amigo, y se tiene que respetar plenamente".

Hizo notar que Francia ha asumido la acogida de esos menores, pero que su interés y su voluntad es ir al Reino Unido, donde tienen vínculos familiares.

"Francia asume su parte del esfuerzo europeo -comentó-. y Espera que sus socios hagan lo mismo, sobre todo con los menores aislados".

El primer ministro francés, Bernard Cazeneuve, ha reclamado que Londres vuelva a examinar los casos de cientos de menores que el Reino Unido no quiere aceptar en su territorio, después de haber dicho que sólo permitirá la entrada de los alrededor de 3.000 que se calculaba que podrían beneficiarse de este programa.

En el origen de esta cuestión está el desmantelamiento a finales de octubre por las fuerzas del orden de un gran campamento en las afueras del puerto francés de Calais, desde donde miles de inmigrantes y refugiados intentaban atravesar el Canal de la Mancha de forma clandestina para llegar a Gran Bretaña.

Al margen de esta cuestión, Hollande, también insistió en que se mantiene "la urgencia" de seguir asistiendo a los refugiados que llegan de zonas de guerra como Siria.

Explicó que 230 millones de niños viven en países o regiones en conflicto por todo el mundo, que 15 millones están afectados directamente por los combates y que 1,5 millones corren el riesgo de morir de hambre "si no intervenimos".

En la conferencia sobre la protección de los niños de la guerra participaron, entre otros, el director general de Unicef, Anthonty Lake, el presidente del Comité Internacional de la Cruz Roja, Peter Maurer, o la actriz Laëtitia Casta, embajadora de la Unicef Francia.

Igualmente estuvo, para dar su testimonio, Alberto Ortiz, un antiguo niño soldado en Colombia, que estuvo tres años en las filas de la guerrilla de las FARC hasta que huyó. EFE

Apple Store Google Play
Continuar