Guterres insta a un nuevo esfuerzo para la paz en conversaciones de Ginebra

Por El Nuevo Diario Martes 28 de Marzo, 2017

EL NUEVO DIARIO, JORDANIA.- El secretario general de la ONU, António Gutterres, instó hoy, durante una visita a un campo de refugiados sirios en Jordania, a realizar un nuevo esfuerzo para alcanzar la paz en las conversaciones de Ginebra.

Guterres hizo un llamamiento a las partes en el conflicto y a los países que tienen influencia para que "entiendan que tenemos que tener paz" porque la guerra se ha convertido en una "tragedia" para los sirios y en una "amenaza para la estabilidad de la región".

El secretario, que visitó el campo de refugiados de Zaatari, ubicado a unos 70 kilómetros al norte de Ammán, cerca de la frontera siria, expresó su respaldó a la labor del mediador de la ONU en las negociaciones de paz para Siria, Staffan de Mistura, del que dijo que está haciendo un "gran trabajo" y cuenta con su "total confianza".

"Él consiguió traer a todas las partes del conflicto a Ginebra. Las conversaciones están en marcha y le deseo el mayor éxito junto a todos los que se están reuniendo con él. Deseo fuertemente que este sea un importante primer paso en la dirección de una solución política amplia", afirmó.

Guterres reiteró que la guerra al terrorismo en Siria fracasará si no se alcanza una solución política al conflicto.

"Seamos claros. Es muy importante el combate al terrorismo, pero la lucha contra el terrorismo en Siria no tendrá éxito si no se encuentra también una solución política", comentó.

Asimismo, reiteró su petición para que los países apoyen a los refugiados sirios, no solo por solidaridad con ellos, sino como parte de la estrategia de seguridad global.

"Este es el momento de decir que si el mundo falla en apoyar a los refugiados, el mundo solo estará ayudando a aquellos que, como el Dáesh (acrónimo árabe del grupo yihadista Estado Islámico) y Al Qaeda, usan estos argumentos para reclutar a más gente para poner en riesgo la seguridad global", comentó.

Guterres tiene previsto asistir mañana a la cumbre de los países árabes, que se celebrará en un complejo hotelero en el Mar Muerto, a 50 kilómetros de Ammán.