Giuliani se unirá a esfuerzos de Trump para luchar contra el ciberpirateo

Por EFE jueves 12 de enero, 2017

EL NUEVO DIARIO, Nueva York, 12 ene (EFE).- El exalcalde de Nueva York Rudolph Giuliani se vinculará a los esfuerzos de la Administración del presidente electo de EE.UU., Donald Trump, para luchar contra el pirateo informático, informó hoy el equipo de transición presidencial.

Giuliani tendrá como misión iniciar un proceso para reunir las visiones de la empresa privada con el fin de generar ideas para un plan oficial de ciberseguridad para evitar ataques como los que afectaron a las últimas elecciones presidenciales.

"La intrusión cibernética es el crimen que más rápidamente crece en Estados Unidos y en gran parte del mundo", dice el comunicado oficial del equipo de transición presidencial en el que se da cuenta de este nombramiento.

Trump ha anunciado que una vez llegue a la Casa Blanca, el 20 de enero próximo, creará un equipo para que en 90 días le presente un plan para poder combatir el pirateo cibernético de Rusia, China y otros países y personas, como sostiene el presidente electo.

El Gobierno de Barack Obama ha dejado claro el papel de Rusia en los ciberataques que sufrió Estados Unidos en el último proceso electoral y sostiene que detrás de esas acciones, que beneficiaron a Trump, está la mano del presidente ruso, Vladimir Putin.

La nota oficial indica que Trump celebrará reuniones periódicas con directivos de empresas que han sufrido ciberataques parecidos para conocer cómo han luchado contra esas acciones, y Giuliani se encargará de iniciar ese proceso de consultas.

Giuliani, de 72 años, fue alcalde de Nueva York entre 1994 y 2001 y ahora es presidente de la firma de consultoría de seguridad que lleva su nombre y además actúa como asesor sénior del equipo de seguridad cibernética de la firma de abogados Greenberg Traurig.

El exalcalde de Nueva York es amigo y fue uno de los principales asesores de Trump durante la campaña electoral, pero ha declinado sumarse a su Gobierno, según se informó oficialmente, para seguir trabajando en el sector privado. EFE