Finalizan sin progresos las conversaciones entre Irán y EEUU en Catar

Por EFE miércoles 29 de junio, 2022

EL NUEVO DIARIO, DOHA/TEHERÁN.- Las conversaciones indirectas entre Irán y Estados Unidos en Catar para resolver las diferencias bilaterales que impiden reavivar el acuerdo nuclear de 2015 finalizaron este miércoles sin progresos.

El cierre de las negociaciones entre Irán y Estados Unidos en Doha, con la Unión Europea como intermediaria, se produce solo un día después de su inicio y sin que se haya anunciado cuándo se reanudarán.

“Desafortunadamente, no ha habido aún el progreso que el equipo de la UE como coordinador esperaba”, afirmó en Twitter el español Enrique Mora, director político del Servicio Europeo de Acción Exterior (SEAE) y coordinador de las conversaciones del acuerdo nuclear.

“Seguiremos trabajando con incluso mayor urgencia para reavivar un acuerdo crucial para la no proliferación y la estabilidad regional”, añadió Mora al fin de la ronda de conversaciones en las que participó en Doha.

Por su parte, el portavoz del Ministerio de Exteriores iraní, Nasser Kanani, afirmó en Twitter que “se llevaron a cabo intensas conversaciones en Doha el martes y el miércoles a través de Enrique Mora”, en las que se “propusieron sugerencias”.

En cuanto a la continuación de las conversaciones, Kanani indicó que el negociador jefe nuclear de Irán, Ali Bagheri Kani, estará en contacto con Mora para ello.

En Doha, Mora mantuvo reuniones por separado con Bagheri y el enviado especial de Estados Unidos para Irán, Robert Malley, dada la negativa iraní de reunirse con los estadounidenses directamente.

CONVERSACIONES PARALIZADAS

Irán negocia con Alemania, Francia, el Reino Unido, Rusia, China -y Estados Unidos, de forma indirecta- la restauración del pacto de 2015, que limitaba el programa nuclear iraní a cambio del levantamiento de las sanciones internacionales.

Pero esas conversaciones en Viena están paralizadas desde marzo, tras más de un año de diálogo y muy cerca de que el acuerdo estuviera cerrado debido al desacuerdo entre Washington y Teherán respecto a cuestiones bilaterales.

Por ello, el sábado el alto representante de la Unión Europea para Asuntos Exteriores, Josep Borrell, viajó a Teherán, donde anunció esta ronda de negociaciones “indirectas” y “bilaterales” en Catar, con la UE como intermediaria.

El jefe de la diplomacia europea explicó que las cuestiones técnicas relativas a aspectos nucleares o al levantamiento de sanciones están cerradas, pero que quedan asuntos bilaterales entre Teherán y Washington.

Una de esas cuestiones tiene que ver con la Guardia Revolucionaria iraní. Irán insiste en que Estados Unidos debe levantar las sanciones contra ese cuerpo militar de élite, algo que parece que Washington no está dispuesto a hacer.

Otro asunto pendiente son las garantías que Irán exige a Estados Unidos para cerrar el pacto después de que en 2018 el entonces presidente estadounidense, Donald Trump, abandonase unilateralmente el acuerdo y volviese a imponer sanciones económicas contra Irán.

El pacto nuclear de 2015 limitaba el programa nuclear iraní a cambio del levantamiento de las sanciones, pero en 2018 Donald Trump lo abandonó unilateralmente y volvió a imponer sanciones económicas contra Irán.

Teherán respondió un año después con la aceleración de sus esfuerzos nucleares y el enriquecimiento de uranio.

 

Apple Store Google Play
Continuar