FEDOMU capacita ayuntamientos de Enriquillo; entrarán en sistema de monitoreo SISMAP

Por admin miércoles 19 de abril, 2017

EL NUEVO DIARIO, NEIBA.- La Federación Dominicana de Municipios, FEDOMU, impartió un taller de capacitación sobre gestión municipal, a los encargados de departamentos de contabilidad de once alcaldías que iniciaron en la gestión municipal del actual periodo 2016-2020.

La jornada es impartida en un convenio entre FEDOMU, a través de su regional para esta demarcación que es ASOMURE, la Unión Europea y el Programa de Apoyo a la Sociedad Civil y las Autoridades Locales (PASCAL).

Frank Méndez, director técnico de la Asociación de Municipalidades de la Región Enriquillo, ASOMURE, quien impartió la jornada los días martes y miércoles, dijo que en los talleres se trataron cuatro temas específicos, entre los que citó, formulación y ejecución presupuestaria, la inclusión de los nuevos ayuntamientos en el Sistema de Monitoreo de la Administración Pública, SISMAP y Control interno.

Dijo que en el pasado periodo habían seis ayuntamientos en el sistema de monitoreo y en esta ocasión serán incluido unos trece municipios en el referido sistema, aumentando a 19 municipios, que busca mejorar aspectos como la transparencia y la ejecución del presupuesto y otras ventajas.

Resaltó que de seis ayuntamientos con que contaba la región Enriquillo en el Sismap, tres fueron premiados por la correcta ejecución del presupuesto bajo esa modalidad, entre los que citó los municipios de Jaragua, Jimaní y Barahona.

Dijo que se constituye en una fortaleza, el hecho de que tres de los cuatro municipios logren una excelente calificación ya que estos pueden servir de sostén de los que hoy ingresan al sistema.

“El hecho de que pasemos de seis a 19 ayuntamientos en nuestra regional que comprende las provincias Barahona, Bahoruco, Independencia y Pedernales, es una ventaja que deben aprovechar los de nuevo ingreso, cuya entrada iniciamos con estos talleres de inducción sobre el manejo presupuestario” dijo Méndez.

Resaltó la voluntad de los alcaldes en mejorar la aplicación presupuestaria, la cual calificó como neurálgica para una buena gestión municipal.