Familia de asesinado expresidente yemení abandona Saná hacia el sur del país

Por EFE domingo 17 de diciembre, 2017

EL NUEVO DIARIO, SANÁ.- La familia del expresidente yemení Ali Abdalá Saleh, asesinado este mes por los rebeldes chiíes hutíes, abandonó hoy la capital, Saná, para dirigirse a la ciudad de Adén (sur), y se espera que esta semana deje el Yemen para exiliarse en Emiratos, informaron a Efe fuentes gubernamentales.

La familia de Saleh llegó hoy a Adén después de abandonar Saná, controlada por los rebeldes, pasando por zonas bajo el control de las fuerzas de la Resistencia Popular, leales al presidente Abdo Rabu Mansur Hadi, cuyo gobierno está establecido de forma provisional en Adén, indicaron las fuentes, que pidieron el anonimato.

La familia de Saleh, exaliado de los rebeldes, pudo dejar la capital después de que líderes tribales de Sinhan, zona natal del ex mandatario en el sur de Saná, intervinieran para convencer a los hutíes y permitir a las mujeres y niños de la familia abandonar Saná, explicaron a Efe fuentes tribales.

Está previsto que los familiares de Saleh se exilien en Abu Dabi, ciudad donde vive el hijo mayor del difunto expresidente, Ahmed, que era embajador de su país en Emiratos Árabes Unidos antes de que le condenasen tras la intervención de la coalición militar, liderada por Arabia Saudí, en el Yemen.

Los rebeldes hutíes aún retienen a dos de los hijos de Saleh, Madin y Salah, que resultaron heridos en el asalto a su casa el pasado 4 de diciembre, el mismo día en el que Saleh fue abatido por los rebeldes cuando intentaba huir hacia Maareb.

El conflicto en el Yemen estalló cuando los rebeldes hutíes ocuparon en septiembre de 2014 la capital y otras provincias del norte y centro del país, por lo que el Gobierno yemení se trasladó a la ciudad meridional de Adén.

La guerra se recrudeció en marzo de 2015 cuando la coalición militar, integrada por países suníes y respaldada por EEUU, intervino directamente en el Yemen a favor de las fuerzas leales a Hadi contra los hutíes y su entonces aliado Saleh.

A principios de este mes, la violencia estalló entre los hutíes y Saleh y la crisis se ahondó cuando el ex mandatario pareció dar la espalda a sus aliados y tender la mano a la coalición militar lo que llevó los rebeldes a matarle y perseguir a sus partidarios.

 

Apple Store Google Play
Continuar