Exilio condena muerte joven manifestante por disparos de Guardia Bolivariana

Por Rafael Rodríguez Pérez viernes 23 de junio, 2017

EL NUEVO DIARIO, Miami (EE.UU.),(EFE).- Dos organizaciones del exilio venezolano condenaron hoy la muerte del joven de 22 años David Vallenilla, tras recibir disparos a quemarropa por parte de un agente de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB), durante una manifestación opositora en Caracas.


Venezolanos Perseguidos Políticos en el Exilio (Veppex) y Venezuela Awareness, radicadas en Miami (Florida) calificaron de “homicidio cometido con premeditación y alevosía” la muerte de Vallenilla, enfermero de profesión, quien falleció ayer tras ser abatido cuando protestaba “pacíficamente” y “sin armas”.

Vallenilla recibió los disparos “a menos de dos metros y a quemarropa, con perdigones que acabaron con su vida y recibió el tiro de gracia en el suelo, indefenso”, denunció Patricia Andrade, directora de Venezuela Awareness.

Con la muerte de Vallenilla, suman ya 80 los muertos contabilizados desde que comenzara el pasado 1 de abril una oleada de protestas en Venezuela en contra del Gobierno, según las organización del exilio.

El exilio venezolano resaltó que “una vez más se demuestra la burla del presidente, Nicolás Maduro, contra la sociedad civil al permitir la conducta criminal de las Fuerzas Armadas Venezolanas para asesinar a jóvenes”.

Y exhortó a la comunidad internacional a que se pronuncie con “acciones para que se logre la paz, democracia, justicia y libertad”.

Este asesinato, afirmó José Antonio Colina, presidente de Veppex, refleja las “órdenes que han recibido los efectivos militares de tratar a los manifestantes que protestan pacíficamente como enemigos”.

Un hecho que “deja claro” que los “venezolanos opositores son objetivos que deben ser eliminados físicamente”, algo que se contrapone a la verdadera misión de los uniformados, que es “garantizar la seguridad y protección de los ciudadanos”. EFE