Ex boxeador le rompe boca a obispo hispano en NJ mientras predicaba en misa a Roberto Clemente

Por Carlos Luis Baron martes 31 de enero, 2017

NUEVA YORK._ Un fornido ex boxeador afroamericano, identificado como Charles Miller de 48 años de edad, le rompió la boca de un fuerte puñetazo al obispo auxiliar de la diócesis católica de Newark, Manuel Antonio Cruz, mientras el cura predicaba en una misa en honor al pelotero boricua Roberto Clemente en la catedral del Sagrado Corazón el sábado. (Video https://youtu.be/BUWFcmJH1x0)

Miller, que estaba en uno de los bancos, aprovechó el momento de la homilía, subió al altar y sin mediar palabras, propinó un contundente y rápido golpe en el mentón al cura, que lo derribó patas arriba, ante las miradas atónitas de los fieles.

En la misa, estaban presentes los concejales puertorriqueños en Newark, Luis Quintana y Carlos González, quienes criticaron a Miller por el asalto al obispo Cruz.

González pidió a la fiscalía agravar los cargos de asalto contra el ex púgil, debido a que la ley establece que cuando se trata de un boxeador o atletas con dominio de los puños y las piernas, esos miembros se tipifican como armas peligrosas.

Quintana, deploró que el ataque se hiciera en la iglesia y en pleno desarrollo de la misa, especialmente cuando se trataba de un acto religioso en memoria de Clemente, el pelotero latinoamericano de mayor calibre en la historia de las Grandes Ligas.

El hecho ocurrió el sábado y el obispo fue transportado al Hospital Regional Universitario de Newark, donde fue curado y despachado, después de recibir varios puntos en la herida.

Un video, que se ha hecho viral y ha sido ampliamente difundido, obtenido por el sitio TAPintoNewark.net, una red comunitaria de noticias locales, muestra al obispo predicando en la catedral.

Y capta el momento en el que Miller, vistiendo un traje de color crema y con sombrero, subió a la plataforma, seguido de un guardia de seguridad.

Se acerca al obispo y sorpresivamente le lanza un puñetazo al cura, quien es impactado y cae estrepitosamente al suelo, mientras el sospechoso es derribado por un policía que estaba en la misa, pero que no pudo evitar el ataque, debido a la sorpresa.

La situación inmediatamente desató el caos en la iglesia.

Cruz necesitó dos puntos de sutura en el labio.

El obispo había estado ofreciendo las oraciones de apertura en la misa que honraba la vida de Clemente.

Miller, quien no tiene antecedentes penales, fue arrestado bajo un cargo de agresión.

La policía dijo que aún no había determinado el motivo del ataque, por lo que la investigación está en curso.

Por Miguel Cruz Tejada