Esos bichos raros que cuestionan….

Por Francisco S. Cruz

No me considero un intelectual -¡Dios me libre!- ni nada por asomo, pero sí un libre pensador e irreverente que no teme ser incómodo o ganar que se le ignore por no acatar dogma, liturgia, silencio de jerarquía de dedos o periferia de élites-jerárquica (muchachos de mandados o correveidiles).

En los tiempos de Juan Bosch, Joaquín Balaguer y Peña Gómez, a pesar de su caudillismo -a su manera-, había un respeto hacia aquellos miembros excepcionales -intelectuales, técnicos y libres pensadores (y no hablo de los “izquierdistas de derecha” -aguacates- que se fueron a la FUPU)  que elaboraban ideas y daban cierto prestigio a la organización política, pues, contribuían con su intelecto a elaborar programas de gobierno, organizar talleres, charlas, conferencias y documentos teóricos-metodológicos-doctrinarios cuasi imposible, con algunas excepciones, realizables por curtidos cuadros políticos de campo y acción o por aquellos segundones de ciertos “caciques políticos” que aún monopolizan partidos y no hay quien les hable de retiro o consejo consultivo…..

Por supuesto, de esos bichos raros aún quedan, pero ignorados y relegados….

Sin embargo, siento, si no me equivoco, que donde más el fenómeno se ha desvalorízalo y expresado con más realismo es en el partido (¡increíble!) que fundara el Prof. Juan Bosch, y eso es sintomático pues no es posible concebir semejante pobreza o temor a quienes elaboran ideas, sugieren, critican o se ven obligados-empujados a recogen sus motetes por la impostura de obtusos, conservadores o simples ocupapuestos de dedos, clanes familiares, o bajo subterfugios de “motoconchismo político” (grupúsculos de “perfumados” que ni paquito leyeron). !Qué pena!

Allí, y tengo que decirlo en público, nadie escucha o lo hacen para salir de uno y dejar todo igual….

Finalmente, no podía terminar sin admitir que todos somos culpables: jerarquía, miembros y pendejos. La diferencia es que yo lo digo… (algo habrá que hacer…). Pero en el PLD nadie está por aguantar vaina y menos de algunas jerarquías de dedos o asustados en modo avión….

En el PLD aun falta mucha autocritica y responsabilidades políticas-partidarias por asumir como condición sine qua non para volver al poder. Con no abordarlo, no se borra o desaparece el problema. ¡Sépanlo!

 

Por Francisco S. Cruz

Comenta

Apple Store Google Play
Continuar